• Regístrate
Estás leyendo: “Si leemos más, disparamos menos…”
Comparte esta noticia
Domingo , 21.10.2018 / 20:47 Hoy

Ahora que me acuerdo

“Si leemos más, disparamos menos…”

Emiliano Páramo

Publicidad
Publicidad

Se llama Miguel Ángel Rivero, es de Actopan y hace milagros. Según me cuenta, nos topamos por primera vez, en su querida ciudad, hace más de 10 años, cuando la Fundación Arturo Herrera Cabañas organizaba un concurso de relato oral, allá por el convento; aunque mi memoria no es tan buena como la de él, pero les aseguro que este nuevo encuentro, tiene muchas razones para ser definitivo.

La misión de vida de Miguel, es ejercer el oficio de narrador por destino, que es el único modo en que la palabra puede florecer en la boca de los llamados a contar para que la esperanza suceda irremediable. El maestro Rivero migró a Querétaro desde hace ya tiempo, y por allá sus ideas y su talento tuvieron buen cause y puntal; actualmente se desempeña como jefe del Departamento de Prevención del Delito de la SSPM de San Juan del Río, y aunque es muy posible que a muchos les parezca que la narración y la lectura tienen poco o nada qué ver con la consigna institucional que su responsabilidad pública ostenta, él ha puesto al servicio de su cargo, las infinitas posibilidades de la palabra, para ofrecerle al pueblo con el que trabaja, oportunidades de mirar más alto y más lejos, mucho más allá de los caminos que pudieran ofrecer la trasgresión y la incivilidad.

No sé si al principio, su estrategia haya encontrado algún tipo de oposición, porque es cierto que suena utópica, pero hoy día, sus compañeros de trabajo, policías y demás camaradas en el ayuntamiento, usan los libros y los cuentos, como herramienta para que, pasando por el corazón, la idea de una vida más alta, les funde caminos en pos de sostener la comunidad sobre pilares de amor y de palabras constructoras. El programa que encabeza Miguel es un hecho prácticamente inédito en México y seguramente en el resto del continente. Ojalá que nuestros gobernantes fueran tan inteligentes que en lugar de comprar más armas y patrullas, convocaran a los artistas, como Miguel lo hace, para que desde su obra, sanáramos la patria, y los cuenteros y poetas se encargaran de contar las hazañas del pueblo, donde el amor sería el sustento nuestro de cada día, para honra y gloria de nuestros mejores sueños.

Miguel nos cuenta: “En los días pasados, San Juan del Río se llenó de palabras, de música y de cuentos con la “Tercera Convivencia Internacional de Lectura, Cuentos y Prevención” que organiza la Secretaría de Seguridad Pública Municipal. Narradores y promotores de lectura de Argentina, Colombia y México “acariciaron con palabras” a los habitantes de ese municipio del 8 al 14 de junio. Esta actividad está inserta en el programa “Lectura y Prevención” que oficiales de la policía municipal llevan a cabo como parte de las actividades de la Jefatura de Prevención del Delito y Participación Ciudadana. El objetivo del programa y de la Convivencia Internacional, es poder reflexionar sobre la prevención social de la violencia desde una perspectiva lúdica y amable, y es por eso que se tiene como herramientas los libros y los cuentos. Acariciemos con palabras, es la premisa con la que se rige este festival internacional de cuentería, al que llegaron: Ma. Fernanda Gutiérrez de Argentina, Pablo Andrés Delgado de Colombia; y de México, Jorge Skinfield, Claudia Bravo, Alma Tinoco, Domingo Villamil, Miguel Diaz (promotor de lectura de Puebla que en el barrio de San Antonio trabaja para disminuir los índices de violencia y adicciones, a través de la animación a la lectura), María García Esperón, y los músicos Paul Berssey y David García. Todos ellos llenaron los escenarios de plazas, escuelas y comunidades de magia convertida en esperanza.”

Miguel Rivero afirma, y yo lo suscribo, que “la convivencia internacional fue una semana hermosamente intensa, donde una vez más los cuentos demostraron que cuando se toca el corazón, el pueblo es mucho más grande que sus desafíos.” El lema de esta fiesta de palabras es: “Si leemos más, disparamos menos…” Ojalá que entre los funcionarios de México que se encargan de velar por la paz, y entre los cuenteros, hubiera muchos más como Miguel, un hombre que, desde su palabra, me devuelve la fe en el género humano y que me hace creer otra vez en la esperanza como un territorio posible.

Jamädi…

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.