• Regístrate
Estás leyendo: Alumnos brillantes del ITCM y su relación con los negocios
Comparte esta noticia
Miércoles , 26.09.2018 / 10:07 Hoy

Punto porcentual

Alumnos brillantes del ITCM y su relación con los negocios

Eduardo Javier González

Publicidad
Publicidad

De las buenas noticias que da gusto informar: los estudiantes Osvaldo Contreras Hernández (Ingeniería en Geociencias) así como Carlos Alfonso Mejía Alvarado y Mauricio Felipe Montiel Salazar (ambos de la Ingeniería en Electrónica) viajarán a Bruselas, Bélgica, para representar al Instituto Tecnológico de Ciudad Madero, a Tamaulipas y a México en la ExpoCiencias Internacional, a celebrarse del 19 al 25 de julio próximos.

El derecho lo obtuvieron después de triunfar en la edición 16 del Certamen Estatal Creatividad e Innovación Tecnológica celebrado el 28 de octubre de 2014 en Ciudad Victoria, gracias a su proyecto de diseño y construcción de un sistema automático para obtener imágenes a partir de la resistividad eléctrica del subsuelo.

En otras palabras, esta tecnología ayudará a constructores a obtener imágenes del subsuelo antes de perforar, para detectar si hay agua, roca sólida, sedimentos, tuberías, entre otros factores que pondrían en riesgo una construcción sin realizarse con las medidas adecuadas.

Momentos antes de la rueda de prensa que encabezó la directora del ITCM, Ana María Mendoza, un servidor se enteró que con la tecnología de estos jóvenes, se habrían ahorrado muchos pesos en obras como el hidrotúnel de la avenida Ejército Mexicano.

Un producto similar solo se encontraría en Italia, en un precio que ronda los 150 mil pesos; los jóvenes, con el financiamiento correspondiente, lo podrían producir por menos que eso.

Llamó la atención del acercamiento que tuvo el empresario Onésimo Molina Meza, director de Unisport, un negocio de uniformes con 20 años de trayectoria. Más allá de que fungió como proveedor de los uniformes que Carlos Alfonso, Mauricio Felipe y Osvaldo usarán en Bruselas, se ofreció como empresario.

Por una parte, los jóvenes reconocieron que lo suyo es la geociencia y la electrónica, respectivamente, mas el área de negocios no está en su currícula. A su vez, Molina Meza ofreció su expertise para conseguir su registro de patente ante la Asociación Mexicana de Propiedad Industrial, antes que otra cosa suceda.

Salió en la plática el tema de Nikola Tesla, un científico considerado como el promotor de la electricidad como la conocemos; pero que por no haber registrado su invento, murió en la miseria mientras otro personaje, Thomas Alva Edison, se cubría de gloria al inventar el foco.

Ahora que los jóvenes se dirijan a Bruselas, seguramente sobrarán socios capitalistas que le quieran apostar a su proyecto. Eso es muy bueno, mas les recomendaron cautela para hacer de su proyecto un negocio generador de empleos.

Enhorabuena y la mejor de las suertes para ellos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.