• Regístrate
Estás leyendo: Tula ya es una Ciudad Segura
Comparte esta noticia

Intelecto opuesto

Tula ya es una Ciudad Segura

Eduardo González

Publicidad
Publicidad

Ayer el gobierno federal, del estado y un organismo internacional certificaron a Tula de Allende como una Ciudad Segura, la primera en la historia de Hidalgo que se condecora de esta forma y con lo que se pretende contar con un modelo para que otros municipios se puedan adherir, sino al programa, a la forma de operar en cuanto a la prevención del delito.

¿Qué parámetros se determinaron para que Tula fuera seleccionada como un sitio sin riesgos para la población? ¿En qué se basaron para que dicho municipio sea visto como el más seguro del estado?

Sólo los indicadores dados a conocer por las empresas certificadoras y el organismo de la Asociación Nacional de Consejos de Participación Cívica A.C., y el Instituto Cisalva, perteneciente a la Universidad del Valle de Cali, Colombia, los encargados de dar la distinción, los que permitieron que de acuerdo a los lineamientos que tiene Tula como ciudad, las políticas de prevención del delito y las cifras de la incidencia, reportadas hasta la fecha, hayan determinado que es una ciudad más segura que las demás. La sexta comunidad de este tipo en México.

Resulta extraño cuando se reciben reportes policiacos de la región en donde no sólo Tula, sino los municipios que componen la parte sur y colindan: Tlaxcoapan, Atotonilco de Tula, Tepeji del Río, Tlahuelilpan, Atitalaquia, presentan una incidencia de media a alta, como en toda zona de concentración urbana, industrial y con actividad económica constante.

De agosto a la fecha, se han reportado al menos una veintena de asaltos al transporte público de pasajeros que viajan cada día de Tula y Tepeji del Río a la Ciudad de México; son ellos, las víctimas de una delincuencia no contabilizada, no tomada en cuenta por una entidad de forma seria, pues la jurisdicción al parecer se pierde –en sentido figurado- entre municipios de Hidalgo, Estado de México y la entrada al Distrito Federal.

Tampoco se trata de echarle la culpa de todos los asaltos al transporte a la ciudad de Tula, ni de mencionar que todo lo que pasa es porque en Tula hay delincuencia; en efecto, se han reducido las denuncias por robo a casa habitación, a negocios y a empresas. Aún persiste el principal indicador de muertes por accidentes en carreteras de la zona, en calles y avenidas del municipio y de forma ocasional algunos incidentes de mayor atracción, como los del orden federal.

Tula cobró mala fama desde aquel fatídico enero de 2011 en donde un coche bomba explotó en El Carmen; de ahí, una serie de situaciones que de forma penosa colocaron al municipio como un foco rojo, pero que a la fecha han pasado a únicamente malos recuerdos.

Un par de años después se avecinó otra crisis con la constante aparición de mujeres fallecidas, muchas con signos de violencia, lo que orilló a una serie de operativos que dieron con la captura de un par de sujetos a quienes se les culpó por dichas acciones.

A pesar del contexto, Tula ya es Ciudad Segura, y eso al menos es un avance, aunque sea en la intención.

eduardogonzalez.lopez@milenio.com

http://twitter.com/laloflu

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.