• Regístrate
Estás leyendo: Los gabinetes hidalguenses
Comparte esta noticia
Lunes , 17.12.2018 / 07:19 Hoy

Intelecto opuesto

Los gabinetes hidalguenses

Eduardo González

Publicidad
Publicidad

Con la llegada de los nuevos gobiernos tanto en administraciones municipales como en el Poder Ejecutivo del estado, las versiones sobre los nuevos funcionarios de dichos niveles de gobierno están a la orden del día.

Como si se tratara de una feria masiva del empleo, se ven desfilando por las oficinas tanto de partidos, como de próximos mandatarios, a una fila larga de seguidores que apoyaron en campaña y que ahora buscan estar cerca de los que tomarán las determinaciones a partir del próximo 5 de septiembre en Hidalgo.

Y no es que sea algo malo o negativo; la tradición política mexicana se evidencia en dichas prácticas y es bueno mantener a cierta estirpe dentro de los grupos locales y estatales. Al final, todos sirven para algún propósito.

Además, las nuevas generaciones que vienen empujando fuertemente en los círculos del poder se han vuelto esenciales para que las maquinarias avancen; tanto diputados federales, locales, presidentes municipales, gobernadores, secretarios de estado, federales, el propio Presidente del país, dependen en gran medida de los despachos, de los asesores, de los secretarios técnicos, de sus gentes de confianza en el ámbito intelectual y académico.

En Hidalgo se han dado ya varios avisos de que se tendrá un cambio tanto generacional como de personajes que bien vendrán a refrescar las formas de la administración. No es tampoco descubrir el hilo negro ni hacer algún milagro, simplemente es darle paso a un ciclo natural que en todos los ámbitos de la vida se presenta. Y no solo en política.

Aún así, tiene sus bemoles. Como dijo Francis Underwood (House of Cards), muchos ya pagaron sus penitencias en puestos políticos u oficinas de gobierno o en los propios partidos en donde al haber apoyado al candidato ganador se sienten con un pedacito del triunfo en las manos.

Así, con el derecho que les da el haber participado como actores "claves" para que el bueno saliera airoso, se postulan para uno u otro cargo. Sin embargo no debe sorprender que quienes no hayan estado involucrados también sean tomados en cuenta.

¿Qué espera la gente de todo esto?, obviamente resultados a corto plazo, y para ello se echarán a andar todas las estrategias posibles sobre todo en las grandes ciudades del estado y en el gobierno central con la gente con la que se cuente.

Ninguna administración está o estará exenta de cambios; incluso la tendencia en los nuevos gobiernos es la sana y poca durabilidad de los puestos políticos, pues esto permite al administrador o gobernante en turno darle rotación a sus piezas. Lo más probable es que ocurra lo mismo en las presidencias municipales y en el Ejecutivo hidalguense.

La inclusión o llegada de todos los personajes que entren en función en septiembre próximo, quedará marcada por los primeros pasos que puedan dar y cómo los darán. Los primeros 100 días serán claves y buena parte de la sociedad y medios de comunicación estarán al pendiente de cómo se hagan las cosas.

eduardogonzalez.lopez@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.