• Regístrate
Estás leyendo: Carreteras inseguras
Comparte esta noticia
Martes , 16.10.2018 / 14:41 Hoy

Intelecto opuesto

Carreteras inseguras

Eduardo González

Publicidad
Publicidad

De acuerdo con información del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública durante los primeros tres meses de 2017 en las carreteras del estado de Hidalgo se han denunciado un total de 11 asaltos; en tanto la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo revela que en lo que va del año se han registrado ocho delitos con violencia en carreteras de la entidad, dos a vehículos particulares ocurridos en febrero y seis a transportistas de carga.

En números son pocos, sin embargo, más de la mitad de los mil 110 asaltos carreteros denunciados en el país durante el primer trimestre ocurrieron en vialidades de Tlaxcala y Puebla, entidades vecinas a Hidalgo.

Esto representa un riesgo latente al estar interconectados con las zonas donde más ilícitos se han denunciado y registrado, no solo del lado antes señalado, sino por los que constantemente se dan en la parte limítrofe con Estado de México.

Hidalgo cuenta con una de las redes carreteras más extensas y variadas del centro del país; desde el estado puedes llegar prácticamente a cualquier vía con dirección a norte y sur o bien al Golfo de México y al Pacífico.

El año pasado, el Secretariado del gobierno federal informó que en las carreteras de Tlaxcala hubo 187 atracos, mientras que en las de Puebla 113. Tan solo en 2017, en las carreteras de Tlaxcala ocurrieron 321 asaltos, mientras que en las de Puebla hubo 348.

Para Hidalgo comienza a ser un dolor de cabeza puesto que parte importante de sus polos de desarrollo industrial y económico están en el Altiplano y la región de Tula, ambas zonas conectadas a entidades vecinas con alto índice delictivo.

Del lado sur con Edomex, son constantes las denuncias por robo a transporte público de pasajeros, camiones de carga y autos particulares en la zona de Tula, Tepeji del Río, Atotonilco de Tula y su unión con Apaxco, Huehuetoca, Hueypoxtla y Zumpango, que dicho sea de paso se conecta con la México-Pachuca y el municipio de Tizayuca, otro punto de mucha incidencia.

Del lado poblano y tlaxcalteca, Hidalgo tiene en la zona industrial de Ciudad Sahagún en Tepeapulco a uno de sus principales sitios de atracción de empresas, siendo también una de las puertas por donde ingresa la mayoría del transporte de carga al estado.

Atravesando la entidad, se tienen la México-Laredo y la México-Tampico que son las grandes carreteras por donde circulan la mayoría de autobuses foráneos y que no han sido ajenos a los hechos de violencia y delincuencia.

El robo en carreteras no sólo afecta a Tlaxcala y Puebla. La lista de las entidades con mayor incidencia de este tipo de delito la completan Guerrero con 123 asaltos; Chiapas con 88; Veracruz con 85; Oaxaca con 57; San Luis Potosí con 24; Michoacán con 12; Nuevo León con 11; Hidalgo con ocho y Durango y Jalisco con seis.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.