• Regístrate
Estás leyendo: Sin perfil para la responsabilidad que tienen
Comparte esta noticia
Martes , 19.06.2018 / 18:50 Hoy

ADN mexiquense

Sin perfil para la responsabilidad que tienen

Eduardo Garduño Campa

Publicidad
Publicidad

En el ejercicio de la administración pública en cualquiera de los tres niveles de gobierno y sin importar el partido que esté en el poder, hay algo en lo que coinciden todos los que ostentan o han ostentado el poder ya sea en la Presidencia de la República, un gobierno estatal o en un municipio, y eso es que la mayoría de los funcionarios que designan para estar al frente de las dependencias a su cargo no cumplen con el perfil para desempeñar la responsabilidad que se les confiere.

Y se ha visto en la administración pública federal y estatal, los movimientos que se hacen, donde se dan cambios tan raros, como donde un secretario de Salud fue también secretario de Educación o en el nivel estatal que un secretario de Desarrollo Agropecuario ahora es titular de la Secretaría de Cultura.

En los municipios sucede lo mismo, pues el que estuvo al frente de la dirección de obras públicas, también puede hacerla de director de Educación o de Jefe del departamento de Servicios Sanitarios.

Y no es que se cuestione la capacidad o talento de los funcionarios para desempeñar sus cargos, pues se puede tener una visión general de lo que significa estar al frente de una dependencia, pero de que señalen que son personas con la experiencia y que cumplen con el perfil para atender la responsabilidad que se les confiere, eso es lo cuestionable.

Cierto hay dependencias que por su naturaleza no requieren de un súper experto en la materia, pero por lo menos que el que llega sepa de qué se trata y pueda hacer un papel decoroso, sobre todo porque su trabajo se paga del dinero público y es justo que se hagan las cosas bien y no por cumplir con un compromiso político.

Lo cuestionable es que los funcionarios que llegan al cargo, es porque forman parte de un grupo político al que le dan ciertas prebendas y representa los intereses de esa cofradía y no los de la población.

Otra situación que es frecuente en la administración pública, en los tres niveles de gobierno es la rotación constante de funcionarios, a unos los que mejor les va los reubican y a otros definitivamente los dejan fuera para darle cabida a otros que vienen de grupos políticos con ascendencia sobre quien está al frente del cargo, donde se hacen las designaciones más no que se decidan.

Esos cambios de funcionarios o titulares de áreas, también entorpecen el buen funcionamiento del sector público, pues el que llega si no tiene el perfil, en lo que se informa de lo que se trata su trabajo retiene la actividad y luego los cambios propios que hace él para tener un equipo de trabajo de "confianza" que le ayude a hacer su chamba.

Es triste que sea el favor político o la cobertura de cuotas lo que haga la integración de los equipos de trabajo en la administración pública y que se dé como consecuencia, la falta de efectividad en la aplicación de las políticas públicas en favor de la sociedad.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.