• Regístrate
Estás leyendo: El último estirón de las campañas
Comparte esta noticia
Domingo , 09.12.2018 / 18:20 Hoy

ADN mexiquense

El último estirón de las campañas

Eduardo Garduño Campa

Publicidad
Publicidad

A 14 días de que se lleven a cabo las elecciones concurrentes (presidente de la República, senadores, diputados federales y en el caso del Estado de México legisladores locales y presidentes municipales), se presagia un cierre proselitista muy ríspido entre los candidatos a los diversos cargos de elección popular.

A nivel de la elección de presidente de la República se destaca la descalificación entre los equipos de campaña y los propios candidatos, así como los promocionales que se están difundiendo en la televisión, radio y prensa escrita, así como en las redes sociales.

Lo anterior da pauta para que en las elecciones al senado y de diputados federales y locales y las de alcaldes también se registren estos episodios descalificación y denostación entre los candidatos, en el afán de influir en los electores, principalmente los que están indecisos.

Las propuestas han quedado en segundo término, los aspirantes a los cargos de elección popular están más preocupados por encontrar algo turbio en la vida de sus oponentes para que sea utilizado como estrategia de campaña y sumar votos a su causa.

Estos pleitos de descalificaciones y denostaciones se da principalmente entre los candidatos con más posibilidades de lograr la victoria el próximo 1 de julio.

En Metepec, por ejemplo, la disputa por la presidencia municipal se ha calentado tanto que las dos candidatas con más posibilidades, la del PRI, Carolina Monroy, y la de la coalición Juntos haremos Historia, Gabriela Gamboa, con sus respectivos equipos de campaña, no pierden oportunidad para en eventos proselitistas descalificar el trabajo una de la otra o las acusaciones que emanan de sus colaboradores.

En Toluca pasa lo mismo, los tres candidatos con más posibilidades no sólo se descalifican entre sí, sino que se acusan mutuamente de los problemas que vive hoy la capital mexiquense, principalmente entre los dos que ya fueron alcaldes.

Obvio esto no es privativo en estos dos municipios, sino que ocurre en todos. Incluso en algunos han sumado a la estrategia de la descalificación y la denostación la campaña negra como la ocurrida en Metepec, donde se detuvieron a personas de origen centroamericano por ser sorprendidas repartiendo propaganda prohibida en el proceso.

Es lamentable que se les aplique tanto rigor a la ley a estos centroamericanos y no se llegue realmente al fondo del asunto. ¿Quién los contrató y por qué? para que ese castigue realmente al responsable intelectual y no a los operadores que por ganarse un peso aceptaron hacer este trabajo sucio. Ojalá la fiscalía de delitos electorales vaya al fondo.

En fin, estos episodios y otros más de desprestigio mutuo se verán hasta el 27 de junio a las 12 de la noche, que es cuando concluye el periodo proselitista.

Es una pena que el proceso electoral se esté distinguiendo por los ataques y descalificaciones y no por las propuestas.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.