• Regístrate
Estás leyendo: 43 diferencias entre EPN y el Papa Francisco
Comparte esta noticia
Viernes , 19.10.2018 / 00:42 Hoy

Intimidades colectivas

43 diferencias entre EPN y el Papa Francisco

Edgar Salinas Uribe

Publicidad
Publicidad

La visita del Papa Francisco a Estados Unidos coincidió con el primer aniversario de la tragedia de Ayotzinapa. 43 los estudiantes desaparecidos y de quienes aún sus familias no tienen respuesta del Estado mexicano.

Quienes todavía conservan la capacidad de indignación ante el cinismo institucionalizado se sumaron de múltiples maneras a este recuerdo.Allá, en Estados Unidos, el Papa Francisco se ha mostrado, según califican analistas norteamericanos, disruptivo.

Pero él se ha referido a sí mismo como pastor y hermano en los encuentros que ha sostenido.

Es tan fuerte su personalidad misericordiosa que una de las características de Francisco como Papa puede quedar al margen de nuestra vista y, sin embargo, es donde su legado cobra eficacia institucional: sus palabras tienen un correlato de acción concreta.

Si algo ha señalado de corrupción en la economía vaticana, crea comités y tareas específicas de corrección; si se trata de abrazar a personas divorciadas, gays, etc., con sus actos lo hace pero también modificando normas, directrices. Es un Papa de acción.

Antier se reunió con cinco víctimas de abuso sexual por parte de sacerdotes, maestros y familiares.

Al narrar ése encuentro a 300 obispos reunidos en Filadelfia, Francisco dijo: “Cuando un niño es abusado así por un sacerdote, Dios llora…Tengo el compromiso de asegurarme de que la Iglesia se vigilante de la protección de los menores y prometo que todos los culpables pagarán por lo que han hecho.”.

Francisco, como escribió un analista de Washington, habla desde la experiencia evangélica y una visión histórica, no con las últimas encuestas en la mano.Francisco se ha reunido con víctimas de abuso, ha ordenado la creación de una comisión específica para atenderlas, para prevenir futuras situaciones y para favorecer el castigo a culpables.

En México el presidente EPN recibió a padres y madres de los 43 normalistas desaparecidos.

Lejos de escuchar que cuando una tragedia así sucede el Estado mexicano llora y va por los culpables, los familiares, según testimonios publicados, solo vieron a un mandatario frío y no empático, quien habría dicho que la “verdad histórica” solo es una “hipótesis”.



twitter.com/letrasalaire

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.