• Regístrate
Estás leyendo: ¿Llegará Hidalgo a ser una Zona Económica Especial?
Comparte esta noticia
Martes , 16.10.2018 / 02:12 Hoy

Déjame te pregunto

¿Llegará Hidalgo a ser una Zona Económica Especial?

David Aarón Cárdenas

Publicidad
Publicidad

Como vaticine, las cosas empezaron como se esperaba, cada candidato diciendo lo mejor de él y atacando al que va arriba en las encuestas.

De a poco iremos viendo conforme se acerque el día de la elección, de qué están hechos cada uno de ellos.

Mientras, hablemos de los temas que están en el tintero, pero no por eso en pausa, a pesar de las elecciones hay varias cosas que van caminando y una de ellas es la de hacer de nuestro Estado una zona económica especial (ZEE), lo cual además de sonar interesante es en el hecho de lo más relevante para la economía de los de acá.

Esta Zona Económica Especial es en definición, un área delimitada geográficamente, con cierta extensión dentro de un Estado de la República que tiene ventajas naturales y logísticas para ser una región altamente productiva; estas características le permiten tener “beneficios” otorgados por el gobierno como: fiscales y laborales, marcos regulatorios ágiles, un régimen aduanero especial, infraestructura de punta, programas de capacitación, financiamiento, desarrollo y varias condiciones especiales más.

Desde que este tema esta en la agenda política, Hidalgo levantó la mano a través de su Secretaría de Desarrollo Económico en donde Luisito Romo su titular, nos ha dicho que sigue presione que presione al gobierno federal para que lo tomen en cuenta y le hagan caso de que por estas tierras quiere impulsar dos clústeres, uno en el campo energético y otro en movilidad sustentable, aduciendo de que son dos tópicos que no ha sido “pelados” por el resto de los Estados de México.

A título personal considero que un clúster textil hubiera sido mucho más efectivo y aceptado, pero bueno, ya veremos en qué acaba, no quiero ser mal pensado y como lo textil fue el aporte de FOR el sexenio pasado, por ello la línea de no pelarlo.

Y es que esto de las ZEE son una mina de oro si son bien manejadas, porque una vez aprobadas y abiertas, además de que muchas empresas nacionales pondrían su dinero a funcionar ahí adentro, también se incrementa la inversión extranjera directa, ya que los corporativos internacionales levantarían la mano para llegar y asentarse en ese lugar, pero ¿Porqué?

La respuesta es de lo más jugosa, le cuento, primero, si una firma se establece en la zona económica especial, tendría un descuento del 100% en los primeros 10 ejercicios fiscales del ISR (Impuesto Sobre la Renta), esto es 10 años, y con descuento del 50% cinco años más.

Segundo: Cuando una empresa adentro de esta zona quiera comprar algo en el resto del país, es decir no dentro de la misma zona, tendrá tasa 0 (cero) de Impuesto al Valor Agregado, o sea, no tendrá porque pagar IVA y bueno entre las empresas de ahí adentro el IVA tampoco existirá para los bienes y transacciones que se realicen.

El tercer beneficio en importancia es el que aquellos que capaciten, entrenen y preparen a sus trabajadores van a tener hasta el 25% de deducción adicional al gasto hecho en esto.

Si bien existen otros beneficios, con estos tres y para como esta el SAT en la actualidad es punto más que extraordinario que puedan implementarse.

Claro que además de bajar impuestos, mucho se tendrá que hacer para que dentro de ese terruño la infraestructura esté a la altura de los que lleguen.

En fin, que si todo va fluyendo quizá antes del 1 de Julio Hidalgo forme parte de este proyecto que la Secretaría de Economía a nivel nacional anda gestando.

De hacerse, estaremos entrando a una nueva manera de operar y con seguridad detonará el enorme potencial logístico e industrial que puede llegar a tener esta región de la que formamos parte.

Que pase un excelente fin.

dacc_cardenas@yahoo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.