• Regístrate
Estás leyendo: ¿Decidirá Trump la elección mexicana?
Comparte esta noticia

¿Decidirá Trump la elección mexicana?

Publicidad
Publicidad

La economía, estúpido” es la frase que hizo famoso a James Carville en 1992, uno de los principales estrategas de Bill Clinton cuando logró la presidencia de Estados Unidos.

Desde hace muchos años, varios estudios han tratado de probar si el estado de la economía en los meses o años previos a una elección es el factor determinante para los votantes, con resultados inciertos; aunque no hay duda de que es uno de los factores que influyen en quién gana o pierde, no está claro su peso específico.

En México, según todas las encuestas, las preocupaciones de este año se concentran en la economía personal y familiar (ver la última carta de Parametría), la inseguridad y la corrupción.

El gobierno y el PRI han hecho una apuesta arriesgada con José Antonio Meade, dos veces secretario de Hacienda y por muchos años parte del grupo político que ha decidido sobre el rumbo de la economía en el país. Esa historia será complicada de defender y explicar, como lo será la relación con Estados Unidos.

Y en ese sentido, lo que más debe preocupar al PRI es Donald Trump, que ha arrancado el año pensando en México.

En lo migratorio ha enviado un presupuesto que incluye no solo el muro y billones de dólares para reforzar la seguridad en la frontera, sino la condición de que sin eso no habrá negociación alguna para salvar a los dreamers, quienes muy pronto podrían ser todos indocumentados.

Apenas el sábado, Trump insistió en que “de una u otra manera” México terminará pagando por ese muro e inmediatamente mencionó la negociación del Tratado de Libre Comercio. Todos sabemos que México no pagará formalmente por el muro, pero la amenaza trumpiana tiene que ver con la negociación comercial. Necesita un TLC que le permita decir a los electores que México “pagó”, reduciendo su déficit comercial, perdiendo inversiones que regresen a Estados Unidos o algo similar.

Si el coctel se junta, una posible crisis migratoria, regreso de dreamers, un mal final para el tratado y los efectos de la reforma fiscal aprobada en enero, la economía, el dólar, la inversión, la situación económica podría deteriorarse para mediados de año.

Y así, el atormentado señor de la Casa Blanca podría influir en la elección mexicana.

Aunque la oposición mexicana, por cierto, no haya planteado ninguna solución para el mismo problema.

Pero la economía siempre afecta al candidato del poder.

Twitter: @puigcarlos

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.