• Regístrate
Estás leyendo: Nos vemos en unos años
Comparte esta noticia

A lo warrior

Nos vemos en unos años

Carlos Guerrero

Publicidad
Publicidad

Por un momento Rusia convulsiona cuando en plena concentración de España, una inesperada noticia se convierte en una bala expansiva de información.

Lopetegui deja de ser el técnico a unos cuantos días de que inicie la aventura, dejándolo expuesto en la cruel plazuela de la opinión pública como un traidor por ese futuro merengue que le ha seducido.

Nadie lo puede creer. Repentino, intimidatorio y absurdo. Pudieron más las formas que el fondo. A España se le retira la etiqueta de favorito mientras resuelve su festín interno.

Mientras eso sucede, Infantino anuncia que México -junto a Estados Unidos y Canadá– volverá a albergar una Copa del Mundo exactamente 40 años después de la “Mano de Dios”. Cuatro décadas después del aroma albiceleste de la Argentina de Diego Armando Maradona. Mismo escenario que 16 años antes Pelé convirtió en postal para la eternidad levantando la Copa Jules Rimet.

Lopetegui frustra su sueño mundialista, México gana uno a distancia. Diego Reyes causa baja y Érick Gutiérrez, el último en subir al barco sin camarote alguno, se queda en definitiva y es notificado de su alta unas horas después de convertirse en padre.

2026. Tantos años. Para ese entonces seguramente el estadio de los Vaqueros de Dallas parecerá viejo. Quizá hasta derrumbado esté y sobre él ya aparezca uno más vanguardista.

2026. Ni Meade ni Anaya ni López Obrador estarán ahí, envueltos en la figura presidencial para la ceremonia de inauguración. El elegido habrá dejado el cargo dos años atrás.

2026. ¿Habrá muro? ¿A cuánto estará el dólar? ¿Un nuevo estadio Azteca? ¿Sexto partido para México?

Lo único seguro es que el hijo de Érick Gutiérrez habrá cumplido 8 años y que orgulloso estará de aquella decisión de su padre de aferrarse a un Mundial hasta el último día.

carlosguerrerogallegos@gmail.com • Twitter@CARLOSLGUERRERO

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.