• Regístrate
Estás leyendo: Meade se inspira en un triunfo dudoso
Comparte esta noticia
Jueves , 16.08.2018 / 07:57 Hoy

Posteando

Meade se inspira en un triunfo dudoso

Bernardo Barranco

Publicidad
Publicidad

En el cierre de su precampaña en Tlalnepantla, el candidato del PRI a la presidencia de la República exclamó con energía:

"Hace un año enfrentamos una batalla complicada en el Estado de México: decían que era difícil y ganamos gracias al trabajo del priismo fuerte y con todo. Ese triunfo le dio tranquilidad al país. Inspirados en ese triunfo vamos a ganar".

Ante cientos de simpatizantes, lo relevante fue el acompañamiento del gobernador del estado, Alfredo Del Mazo, y de su antecesor, Eruviel Ávila.

El ex secretario de Hacienda afirmó que peleará por cada puesto de elección popular en el Congreso de la Unión, gubernaturas, congresos locales y alcaldías.

En el diccionario de la real academia, inspirar significa: Atraer el aire exterior u oxígeno a los pulmones.

Todos sabemos el tercer lugar que ocupa Meade en las diferentes encuestas, por lo que requiere una bocanada de aire fresco para repuntar su carrera política por conquistar la presidencia.

Pero también, el diccionario nos otra acepción, esto es, inspirar es motivarse por alguien o algo para el desarrollo de la propia creación.

Meade no ha podido elegir peor ejemplo para inspirase en el triunfo electoral del PRI en 2017 ya que ha sido una de las elecciones más cuestionadas en la historia de la entidad.

En estas páginas, el que escribe ha descrito lo que se denomina elección de Estado.

Es la transformación o transfiguración del aparato de gobierno en aparato electoral.

En la conversión de las estructuras de gobierno en una poderosa maquinaria electoral perfectamente organizada, coordinada y articulada con el solo fin de favorecer al candidato oficialista.

Dinero en abundancia, que puede venir tanto del erario como de dudoso origen. La utilización de los programas sociales en la compra y coacción del voto en las zonas y la población de mayor pobreza, aquí con recursos públicos todo el aparato interactúa de manera coordinada, contraviniendo el espíritu de la Carta Magna y de los principios éticos más elementales al explotar la pobreza.

La elección de Estado supone la complicidad tanto de los órganos electorales, incluyendo los tribunales, como del Congreso.

Así también la dispersión del voto utilizando las candidaturas independientes.

La guerra sucia es otro recurso, no solo el desprestigio de los opositores sino servirse de métodos del crimen organizado.

La elección de Estado es un retroceso político.

¿Es la inspiración que apela Meade?

O es un dramático llamado de auxilio al grupo político más poderoso del país para salvar el naufragio de una campaña que no prende.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.