• Regístrate
Estás leyendo: Su vida
Comparte esta noticia
Miércoles , 18.07.2018 / 08:33 Hoy

De raíces y horizontes

Su vida

Arcelia Ayup Silveti

Publicidad
Publicidad

De fuerte personalidad, llaman la atención a su paso un grupo de hermosas mujeres con vestidos de colores llamativos. Pertenecen a la tribu de los Mascogos, la segunda más importante en nuestro estado, después de los Kikapúes.

Tuve la oportunidad de conversar un poco con ellas. Son serenas, sonrientes, tienen paz en sus ojos, y parecieran como si no buscaran nada. Se llaman a sí mismos tribu de Negros Mascogos. Procedentes del África, fueron llevados a la fuerza a Estados Unidos.

Llegaron a México en 1850 huyendo de la esclavitud, después de la guerra entre los EUA y nuestro país. Con el paso de los años, el gobierno mexicano les cedió un territorio en El Nacimiento, en el actual municipio de Múzquiz, Coahuila.

La Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, los declaró el 22 de septiembre de 2012 Pueblo Indígena Mexicano, de Coahuila. En sus orígenes usaban su lengua natal, y entonaban cantos rituales.

Por desgracia, se ha ido perdiendo su lenguaje de sus antepasados. Las generaciones actuales desconocen por lo tanto sus cantos ancestrales. Con el tiempo, el tono de su piel se ha modificado entre los poco más de cuatrocientos miembros de esta tribu.

Se han casado con mexicanos por lo que ahora muchos de ellos son morenos e incluso blancos y rubios. Es interesante saber que conservan su riqueza gastronómica ancestral, y existen algunos recetarios para enaltecerla.

Sorprende saber que preparan carnes de diferentes animales y estilos, entre ellas la “patagorría,” platillo a base de cabrito; guarniciones como la “ensalada de papa de los negros”; caldos, salsa; bebidas y atoles; también dulces, panes y conservas.El Gobierno del Estado de Coahuila imparte talleres para preservar su riqueza gastronómica, su habla y sus costumbres en el colectivo “Casa de los Mascogos.” A la vez, se construirá en Múzquiz un museo especial de esta tribu.

Escuchar la voz de estas mujeres fue una grata experiencia. Espero ir a su casa y probar esa deliciosa ensalada. (No me invitaron, pero me gustaría probarla y conocer más de su vida.)



biznagaas@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.