• Regístrate
Estás leyendo: La disciplina azul
Comparte esta noticia
Lunes , 15.10.2018 / 19:25 Hoy

La disciplina azul

Publicidad
Publicidad

A final de cuentas prevaleció la idea original. El gobernador Miguel Márquez tenía a Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, ex secretario de Desarrollo Social, como su apuesta firme para ser su sucesor, por lo menos en la candidatura panista al gobierno de Guanajuato y terminó siendo así.

La voluntad del Gobernador tuvo que aguantar los embates de los adversarios dentro del PAN, como Fernando Torres Graciano, Luis Alberto Villarreal y al sorpresivo síndico de León con licencia, ex gobernador y ex alcalde, Carlos Medina Plascencia.

Los ataques desde afuera son naturales y las aspiraciones de Diego Sinhue tuvieron que sortear el fuego enemigo y el amigo sobre el presunto uso de recursos públicos para promover su imagen cuando mandaba en la Secretaría de Desarrollo Social y Humano.

Ningún gobernador renuncia a esa ya vieja tradición, que viene desde los tiempos priistas, de designar a su sucesor y que ha sido adoptada por los panistas como la candidatura de unidad.

Los pactos comprometidos por Ricardo Anaya, ex líder nacional del PAN, y ahora precandidato de la coalición Por México al Frente, y el gobernador Miguel Márquez se mantuvieron.

“Unidos por Guanajuato” fue el lema que se leyó ayer en el registro de Diego Sinhue en el PAN Estatal. Las declinaciones de Fernando Torres Graciano y de Luis Alberto Villarreal se dieron un día antes del registro y solo faltaba saber qué pasaría con Medina Plascencia, quien en su momento se opuso a la candidatura de Diego Sinhue a la alcaldía de León en 2015.

Ayer Medina Plascencia le levantó la mano a Diego Sinhue, cuestión de alta política, acuerdos, pactos y convenios. También estuvieron Villarreal y el líder estatal, Humberto Andrade, quien en algún momento también sonó como una vía alterna para la candidatura.

El único aspirante que no acudió fue el senador Torres Graciano, quien subió un video a redes sociales para decirle a los que lo apoyaron que seguirá trabajando por ellos, por Guanajuato y por México. Torres Graciano esperará un momento más propicio, pero sus aspiraciones seguirán intactas.

Ayer, de plano los que aprovecharon para salir en la foto con el precandidato fueron varios alcaldes panistas del estado, además de diputados locales y regidores. La cargada a lo blanquiazul.

Eso sí, los panistas volvieron a enseñar que cuando se lo proponen pueden ser disciplinados y estos son los momentos en los que se demuestra. A nadie le conviene llegar a las elecciones del 2018 partidos y la unidad disciplinada es lo que imperó en el seno del PAN.

Y ahora el objetivo es lograr la gubernatura en Guanajuato y aportarle el mayor número de votos posible al ahora precandidato presidencial, Ricardo Anaya, ese es el compromiso de Diego Sinhue, a ver si es cierto.

andres.amieva@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.