• Regístrate
Estás leyendo: El terremoto y López Obrador
Comparte esta noticia
Viernes , 21.09.2018 / 01:26 Hoy

Ojo por ojo

El terremoto y López Obrador

Álvaro Cueva

Publicidad
Publicidad

Quiero felicitar públicamente a Andrés Manuel López Obrador y a su equipo de Morena porque fueron los primeros en moverse y en conseguir cosas a partir de los terremotos del 7 y del 19 de septiembre.

Ellos fueron los que generaron la famosa iniciativa de “castigar” a los partidos políticos, diputados y senadores para utilizar parte de la fortuna que se les asigna para ayudar a los damnificados.

Y la idea se volvió viral en cuestión de minutos. No sé usted, pero yo no daba crédito de la reacción tanto en medios tradicionales como en redes sociales.

Lo más lógico hubiera sido que muchas fuerzas hubieran reaccionado y hubieran dicho: ¡No! Esto es una movida de Andrés Manuel López Obrador, ¿por qué pedirle su dinero nada más a los partidos?

¿Por qué no a los empresarios? ¿Por qué no a la Iglesia católica? ¿Por qué no, incluso, al crimen organizado? No nos confundamos, concentrémonos en ayudar. No le sigamos el juego a El Peje.

Pero no, hasta los peores enemigos de Morena tomaron la propuesta como suya y ejercieron una presión igual o superior a la que cambió las cosas en el panorama electoral después de los sismos de 1985. ¿Se acuerda?

Lo más impresionante de esta historia es que sí funcionó, que sí consiguió que un porcentaje importante de ese dinero cambiara de dirección.

Y, lo más alucinante, que el Partido Revolucionario Institucional se pusiera del lado de Andrés Manuel.

Ellos, que lo acusaron de mil y una cuestiones (sus spots contra Andrés Manuel López Obrador no me dejarán mentir), acabaron rindiéndose ante su iniciativa.

Tal vez ahora, con tantos horrores que estamos viviendo, estas cosas no se cuenten porque “lo bueno casi no se cuenta, pero cuenta mucho”.

Y a la hora de los procesos electorales de 2018 el único candidato que va a tener a su favor un antecedente de éxito real en una emergencia nacional será Andrés Manuel.

¿Dónde están las historias de éxito de los demás? ¿Dónde están las aportaciones de los otros aspirantes a la gran silla en las próximas elecciones presidenciales?

¿Dónde están los independientes? ¿Quién va a poder competir contra los señores de Morena después de este escándalo?

Es como si El Peje ya estuviera gobernando, a través de las redes sociales, sin siquiera haber pasado por una candidatura. Es algo muy inteligente, muy astuto, que merece todo nuestro reconocimiento.

Si usted quiere llamarlo oportunismo político, sí, tal vez lo sea, pero es un oportunismo político que dio resultados positivos, un oportunismo político perfectamente bien dirigido y eso se agradece.

Ahora el debate ya no es pedirle a los partidos, a los diputados y a los senadores que entreguen el dinero que nosotros les damos.

Ahora el debate es que no sientan que nos lo están donando, que asuman que no queremos que se vaya a sus bolsillos.

¿Se da cuenta? Todavía no gana Morena y ya estamos manejando su ideología. Ellos ya están marcando agenda. Ellos ya están moviendo hasta al mismísimo Partido Acción Nacional.

Quiero felicitar a Andrés Manuel López Obrador y a su equipo por esta estrategia, por este manejo de crisis, por este saber hacer la cosas mientras los demás estaban quién sabe dónde.

¡Qué bien lo hicieron! ¿A poco no?

¡atrévase a opinar!

alvarocueva@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.