• Regístrate
Estás leyendo: Educar en ciencias
Comparte esta noticia
Lunes , 18.06.2018 / 07:09 Hoy

Apuntes pedagógicos

Educar en ciencias

Alfonso Torres Hernández

Publicidad
Publicidad

Ha sido común que en las escuelas se piense que educar en ciencias implique solamente exponer teorías y conceptos. En escasas ocasiones se tiene presente que la enseñanza de las ciencias, como conocimiento, es parte de una cultura general, más integral, en la formación ciudadana y humana. En este sentido, la enseñanza y el aprendizaje de la ciencia en la educación básica representan un ámbito formativo esencial en cada uno de los niveles educativos que la estructuran, donde es necesario generar contextos y situaciones de aprendizaje adecuados para la formación de niños y jóvenes, donde sea posible potenciar su capacidad de asombro, de descubrimiento, de saber y saber hacer, pero sobre todo de su pensamiento científico en construcción.

Es necesario que los procesos de enseñanza y de aprendizaje se orienten aun más a la lógica de construcción de la ciencia misma, que implica búsqueda del conocimiento, procesos de indagación, de contacto experencial con los objetos de estudio, de ahí la atractiva connotación de lo experimental, de las prácticas de campo y de laboratorio, que son tan familiares en las asignaturas a cargo de las ciencias que estudian a la naturaleza, pero que no siempre se realizan y no en todos los casos dan apertura a la iniciativa y creatividad de los y las estudiantes a partir de poner en juego sus nociones previas, la nueva información, y el poder explorar, indagar, plantearse estrategias de autoguía para descubrir respuestas a sus interrogantes.

Sin caer en el enciclopedismo, ni procesos de formación vanos, es necesario reconocer y actuar a favor del fortalecimiento y enriquecimiento permanente del conocimiento pedagógico que los docentes han construido sobre la enseñanza de las ciencias. Lograr el dominio y enriquecimiento constante de este conocimiento pedagógico en los docentes, contribuirá a su profesionalización con conocimientos más especializados. Por otra parte, educar en ciencias desde esta perspectiva, supone un reposicionamiento pedagógico ante su propia formación y prácticas cotidianas y una nueva relación educativa entre maestro y alumno.

Para Lemke (2006) los objetivos más específicos para la educación en ciencias en el trayecto de escolarización y aprendizaje son:

• Para los niños de edad intermedia: desarrollar una curiosidad más específica sobre cómo funcionan las tecnologías y el mundo actual; cómo diseñar y crear objetos; cómo cuidar las cosas; y un conocimiento básico de la salud.

• Para la escuela secundaria: abrir todos un camino potencial hacia las carreras de ciencia y tecnología, proveer la información sobre la visión científica del mundo que es, de probada utilidad para muchos ciudadanos, comunicar algunos aspectos del rol de la ciencia y de la tecnología en la vida social, ayudar a desarrollar habilidades de razonamiento lógico y complejo, y el uso de múltiples representaciones.

Por otra parte, es importante lo referente a la organización de contenidos de ciencias, como punto nodal y de enlace entre el diseño y las prácticas docentes que habrán de concretar finalmente los fines y propósitos educativos. Lo anterior nos ayuda a clarificar y profundizar en el sentido pedagógico, de desarrollo humano, del desarrollo de competencias para la vida, del logro y fortalecimiento continuo de los rasgos del perfil de egreso de los y las estudiantes que culminan la educación básica, y de manera especial, en los rasgos del perfil docente.

Finalmente, si reconocemos que las ciencias son resultado de una actividad humana compleja, lo que corresponde a su enseñanza no debe ser menos. Es así, que la educación en ciencias debe ir más allá de la mera práctica expositiva de contenidos, y trascender a una formación científica básica que permita a los estudiantes de preescolar, primaria y secundaria reconocer a la ciencia como parte de su cultura.

torresama@yahoo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.