Estafa y universidades: ¿de la triple hélice al búmeran de la corrupción?

¿Qué ha hecho que algunas universidades empiecen a relajar sus principios y se presten a entrar en esquemas de triangulación de recursos públicos con la máscara de la “vinculación”?
La Estafa maestra ofrece al menos tres lecciones para el ciudadano y para el analista de política educativa.
La Estafa maestra ofrece al menos tres lecciones para el ciudadano y para el analista de política educativa. (Víctor Solís)

Ciudad de México

La Estafa maestra fue un duro golpe para el sector universitario ya que se constató que al menos ocho universidades están involucradas en el desvío de recursos públicos. Cuatro de estas universidades son autónomas (la del Estado de México, la de Morelos, Del Carmen, y la Juárez de Tabasco), tres de corte tecnológico (la Politécnica del Golfo de México, la Tecnológica de Tabasco, y el Instituto Técnico Superior de Comalcalco) y la Popular de la Chontalpa que, según su Programa de Desarrollo Institucional 2014-2018, se constituyó como “la primera universidad municipal del país” en 1998.

Lee el texto completo aquí.