• Regístrate
Estás leyendo: Una mexicana que quiere “rebozar” al mundo
Comparte esta noticia
Jueves , 18.10.2018 / 13:53 Hoy

Una mexicana que quiere “rebozar” al mundo

Ser mamá fue la motivación de esta emprendedora para crear portabebés 100% mexicanos.
Publicidad
Publicidad

“9 meses en el vientre y 9 meses en el rebozo”, así dicta un dicho mexicano que la emprendedora Yen Soto se tomó muy en serio cuando se convirtió en mamá; tanto que fundó su propia empresa inspirada en el porteo, práctica que consiste en cargar a los bebés de forma ergonómica con ayuda de una tela.

“Tengo tres hijos, hace 8 años nació mi primer bebé y a la par me quedé sin trabajo. Decidí hacer algo desde mi casa y me convertí en distribuidora y fabricante de portabebés de tela industrial”, comparte Yen.

TE RECOMENDAMOS: Medicheck, consultorios inteligentes

Sin embargo, su meta era diseñar sus propias cangureras para bebés con textiles mexicanos. Así fue como en el 2014 nació Seahorse Baby, una tienda en línea que comercializa fulares, mei-tai y bandoleras hechas por tejedores oaxaqueños en telar tradicional de pedal.

“Quería rescatar las tradiciones de México, era necesario explotar el talento nacional, porque todo estaba en Alemania o era importado”, expresa.

Yen emprendió esta aventura junto a su esposo y “socio honorario”, con quien ha hecho una buena mancuerna de trabajo. Empezaron con 3 distribuidoras y ahora ya son 15 al interior de la República.

“Hemos crecido poco a poco, pero la respuesta ha sido muy buena. Este proyecto tiene un valor social porque damos trabajo a dos sectores relegados: artesanos y mamás que deciden trabajar desde casa o hacer una pausa laboral por maternidad”, señala.

Yen también tiene un blog con el mismo nombre de su marca donde enseña a otras mamás a usar los rebozos y las acompaña en este camino. Su objetivo a futuro es tener una tienda física que además sea un centro de reunión para dialogar temas de maternidad y porteo.

“Esta herramienta permite que las mamás vinculen su vida activa con su bebé, tengan movilidad, puedan hacer su vida normal, y si eres distribuidora, tener tu propio dinero”.

En febrero Yen ganó una beca en el marco del Women’s Weekend para Academia Victoria147, una plataforma educativa para emprendedoras, que le abrió muchas posibilidades para crecer su negocio y ayudar a más familias.

¿Ha sido difícil? “Sí, pero se puede”, afirma Yen, quien además de emprender y ser mamá de tres, terminó sus estudios de Biología el año pasado. El nombre y logo de su empresa se debe a su amor por los caballitos de mar, en estas especies el macho es quien incuba y carga a los bebés.

Para Yen la clave del emprendimiento está en soñar en grande, trabajar duro, confiar en uno mismo y arriesgarte sin importar lo que otros piensen.

“Hace 8 años esto no existía, a la gente le parecía muy loco cómo cargaba a mis bebés, pero ahora empresas grandes de portabebés nos buscan porque sus productos pasados ya no se venden, estamos siendo parte del cambio”, finaliza.

REPL

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.