Tras muerte, Uber saca sus coches de pruebas de autoconducción

La policía de Arizona investiga un choque cerca de Phoenix contra mujer que cruzaba la calle.

Los Ángeles

Uber retiró de las calles todos sus coches de autoconducción que estaban a prueba, ya que la policía de Arizona investiga un choque mortal que involucra a uno de sus vehículos autónomos.

Se teme que el incidente sea la primera ocasión en que un peatón muere a causa de un coche de autoconducción, después de que un conductor de un auto Tesla murió en un choque mientras utilizaba el sistema de piloto automático Autopilot en 2016.

La muerte de una mujer en Tempe, Arizona, vuelve a despertar el debate sobre la seguridad de los vehículos autónomos en un momento en el que los reguladores y las empresas de tecnología aceleran el despliegue de los sistemas de autoconducción en las calles públicas.

Tempe se encuentra a una corta distancia al este de Phoenix, y es una de un pequeño grupo de ciudades estadunidenses donde Uber lleva a cabo pruebas de su tecnología de autoconducción, junto a San Francisco, Toronto y Pittsburgh. Uber suspendió todas las operaciones de sus pruebas de vehículos autónomos en las cuatro ubicaciones.

El incidente ocurrió alrededor de las 10 de la noche hora local el domingo, dijo en un comunicado el departamento de policía de Tempe.

“El vehículo involucrado es uno de los coches de autoconducción de Uber. Se encontraba en un modo autónomo en el momento del choque, con un operador de vehículo detrás del volante”, dijo la policía de Tempe.

La mujer cruzaba la calle, aparentemente sin utilizar el paso peatonal, cuando el vehículo Uber la golpeó, de acuerdo con la policía. Se llevó a la mujer a un hospital cercano donde murió a causa de las lesiones. Todavía no se da a conocer el nombre de esa persona. “Uber está ayudando y es todavía una investigación en curso”, dijo la policía de Tempe.

“Nuestros corazones están con la familia de la víctima”, dijo un portavoz de Uber. “Cooperamos totalmente con las autoridades locales en la investigación del incidente”.

Dara Khosrowshahi, director ejecutivo de Uber, agregó en una publicación en Twitter: “Es una noticia increíblemente triste de Arizona. Nuestros pensamientos están con la familia de la víctima mientras trabajamos con las autoridades locales para entender qué es lo que sucedió”.