El tipo de cambio refuerza a la industria aeroespacial

Las exportaciones en este rubro serán de más de 7 mil mdd, prevé Luis Lizcano. Los estados mejor posicionados en la industria son Querétaro, Baja California, Chihuahua y Nuevo León.
Planta de equipo aeronáutico en México.
Planta de equipo aeronáutico en México. (Héctor Téllez)

México

Pese a que diversos sectores han sido perjudicados por la fortaleza del dólar, la industria aeroespacial se ha vuelto más competitiva, porque los productos que comercializa están denominados en la moneda estadunidense.

En entrevista, Luis Lizcano, director general de la Federación Mexicana de la Industria Aeroespacial (Femia), informó que casi la totalidad de lo que fabrican es exportado, por lo que el tipo de cambio las ha beneficiado.

A raíz de la ligera recuperación de Estados Unidos y la devaluación del yuan, el dólar en el país ha alcanzado máximos históricos, al cotizarse arriba de 16.5 pesos.

De acuerdo con Lizcano, el sector aeroespacial tendrá un crecimiento este año de entre 13 y 15 por ciento. En contraparte, el Banco de México en su más reciente informe trimestral dio una previsión de que la economía del país solo crecerá este año en un rango de 1.7 a 2.5 por ciento.

Lizcano indicó que las exportaciones de la industria aeroespacial mexicana llegarán a más de 7 mil millones de dólares, luego de haberse ubicado en aproximadamente 6 mil 366 millones de dólares en 2014.

La región adonde más se exportan productos y servicios aeronáuticos es Norteamérica, con 80 por ciento, quedando 20 por ciento en Europa.

En cuanto a empleos, el presidente de la Femia informó que la industria aeronáutica tendrá un crecimiento de 16 por ciento, para cerrar con unos 50 mil empleados este año.

Aunque en el país existen aproximadamente 300 plantas del sector, ubicadas en 18 estados, el director general señaló que las cinco entidades mejor posicionadas en el país son Querétaro, Baja California, Sonora, Chihuahua y Nuevo León.

Añadió que 80 por ciento de esas plantas se dedica esencialmente a la manufactura.

Pese al crecimiento de doble dígito que ha tenido la industria en los últimos diez años se enfrentan diversos retos, como la falta de proveeduría, dijo.

Lizcano señaló que muchas veces sucede que en cierto momento de la cadena productiva no existen las empresas para continuar con la producción de autopartes, por lo cual se deben buscar compañías extranjeras; el reto es cerrar estos huecos en el sector para que las empresas nacionales puedan realizar su trabajo.

Otro pendiente en la industria aeronáutica es la falta de capacitación de personal, para que tenga las habilidades exactas que se necesitan, indicó.

Algunas de las empresas afiliadas a la Femia son Boeing, Eurocopter, Hemaq, Hyrsa Aeroespace, Indra, Safran y Tata Technologies.

La federación señaló que uno de sus principales objetivos es trabajar en conjunto con las autoridades en la actualización de la normatividad del sector aeroespacial.

Asimismo, trabajará en promover la certificación de los miembros en los procedimientos y normas nacionales e internacionales reconocidas en el sector, y que sean requeridas para el incremento de la competitividad empresarial.

Lizcano mencionó que se planea, en el largo plazo, construir en su totalidad un avión en México, ya que ahora solo se fabrican las partes y se ensambla en el extranjero.

Eso dependerá de que la industria aeroespacial continúe en crecimiento y se puedan lograr las certificaciones de las autoridades estadunidenses, concluyó.