Entregamos informe de irregularidades en licitación de Capufe

Mónica Barrera, testigo social de la licitación, aseguró que la única responsabilidad de la empresa es colocar las antenas multiprotocolo y no garantizar la interoperabilidad.
Benito Neme, director de Capufe, en entrevista con Carlos Puig.
Benito Neme, director de Capufe, en entrevista con Carlos Puig. (Daniel Cruz)

Ciudad de México

El funcionamiento adecuado del sistema de interoperabilidad para circular por las carreteras de cobro del país no era obligación del consorcio ganador, opinó la testigo social Mónica Barrera.

Barrera tuvo la responsabilidad de avaluar las propuestas económicas que presentaron los participantes en la licitación para la operación que lanzó Capufe una vez que consideró necesario cambiar de operador del sistema de peaje. En su momento Capufe argumentó que durante nueve años la empresa I+D tuvo a cargo esta operación y que por lo tanto, era tiempo de cambiar de empresa.

Milenio publicó  en la columna de Carlos Puig que Mónica Barrera advirtió a la administración de Capufe sobre irregularidades en el proceso. Esta versión fue desmentida por el director general de Capufe, Benito Neme al asegurar que estas observaciones fueron entregadas a destiempo.

Este miércoles en entrevista con Carmen Aristegui, Mónica Barrera aseguró que entregó un informe previo con la advertencia de 14 irregularidades.

La observadora social dijo que entre las irregularidades que observó y entregó a Capufe estaba que el consorcio ganador no había acreditado capacidad, programas de trabajo, experiencia o especialidad, y que tuviera la gente adecuada para la licitación.

Explicó que además el consorcio ganador acreditó con documentos ajenos, “de la empresa  Indra”, su capacidad y especialidad como licitante.

Otra de las anomalías, explicó, fue que las empresas estaban haciendo cosas distintas a las marcadas en el contrato. La responsabilidad del concesionario es colocar las antenas multiprotocolo, las cuales puede leer el ‘tag’ de cualquier empresa pero no  garantizar la interoperabilidad.

Arturo Juncos, director de la empresa Telepeaje Dinámico, la cual forma parte del consorcio ganador para operar el sistema de peaje corroboró la versión de la testigo social respecto a que la única obligación de la empresa, al 1 de agosto, era colocar las antenas multiprotocolo.     

En entrevista con Carmen Aristegui, Juncos aseguró que en septiembre el usuario se debe despreocupar de que la autopista le acepté cualquier el tag.