Denuncian "prácticas preocupantes" de Apple y Google

Las grandes plataformas de internet “pueden y abusan de su posición de privilegio”, de acuerdo con una carta que firmaron los directores ejecutivos de Spotify y Deezer, entre otros.
Apple afirma tener una versión más segura de su iOS.
Apple afirma tener una versión más segura de su iOS. (Adnan Abidi/Reuters)

Bruselas y Londres

Spotify y una serie de empresas europeas de internet hicieron un llamado a Bruselas para que inicie una ofensiva contra lo que consideran prácticas preocupantes que realizan grupos como Apple y Google.

Las grandes plataformas de internet “pueden y abusan de su posición de privilegio”, de acuerdo con una carta que firmaron los directores ejecutivos de Spotify, Deezer —su rival de streaming de música— y el inversionista alemán de startups Rocket Internet, entre otros.

Aunque en la carta enviada a la Comisión Europea no se cita por su nombre a los gigantes de Silicon Valley, se quejan de que algunos sistemas operativos móviles, tiendas de aplicaciones y motores de búsqueda evolucionaron de “vías de acceso” a “cuidadores”, con lo que de manera efectiva obstaculizan a los rivales para que puedan competir con sus propios servicios.

Apple y Google en conjunto controlan más de 90 por ciento de los sistemas operativos móviles, lo que significa que las compañías que ofrecen productos para smartphones tienen que cumplir con los términos y condiciones que establecen los grupos de Silicon Valley, o correr el riesgo de no poder llegar a los clientes.

La carta llega en medio de un debate dentro de la comisión en torno a la revisión de la política digital, con nuevas propuestas que se presentarán a finales de este año enfocadas a abordar las cláusulas contractuales supuestamente injustas que aplican las grandes plataformas.

Las opciones que considera la división ejecutiva de la Unión Europea abarcan desde los códigos de conducta de sectores específicos hasta un organismo independiente para la solución de controversias que resuelva las rencillas entre las grandes plataformas y sus clientes empresariales a menudo más pequeños.

Los directores escriben que este desequilibrio requiere de “reglas específicas que guíen las interacciones entre las plataformas y sus usuarios empresariales”. Una firma que abusa de su posición dominante de mercado estaría cubierta por la ley de competencia, pero esos casos requieren de mucho tiempo y son muy costosos para las más pequeñas, por lo que se requiere una regulación adicional.

Las quejas son que no tienen acceso a los datos de los clientes cuando se registran a través de una tienda de aplicaciones, al igual que las grandes firmas promueven sus propios servicios sobre las de terceros.