El sexismo sigue activo en operadores de fondos

Los jefes inventan apodos pervertidos y tienen fantasías en su trabajo, acusan.
Una de cada 5 mujeres ha sido víctima de acoso.
Una de cada 5 mujeres ha sido víctima de acoso. (Eduardo Salgado)

Londres

Una de cada cinco mujeres en la industria de gestión de activos ha sufrido acoso sexual en el trabajo, de acuerdo con una encuesta global de FTfm a 730 empleados de la industria de fondos que muestra que el sexismo sigue asolando el mercado.

La encuesta global, aplicada a hombres y mujeres, descubrió que otra tercera parte de las mujeres que trabajan como gestores de activos había experimentado comportamiento sexista en el trabajo en una base semanal o mensual, y que 15 por ciento había sido presionada para explotar su sexualidad en el trabajo.

Una de las 488 mujeres encuestadas en el estudio, que solicitó permanecer en el anonimato, se refirió al abuso sexista por parte de clientes, gerentes y colegas como algo rutinario.

Ella dijo: “(Mis jefes inventan) apodos pervertidos sobre partes de nuestro cuerpo y tienen fantasías sobre escenas pornográficas. Los clientes me coquetean sin parar. No puedo vestirme como lo haría en otro trabajo y a propósito no utilizo maquillaje”.

Los resultados ponen en duda la creencia común de que la gestión de activos representa el lado más suave de los servicios financieros. De acuerdo con las cifras publicadas por el grupo a favor de la diversidad Opportunity Now en octubre, poco más de una décima parte de las mujeres que trabajan en servicios bancarios y financieros han sufrido acoso sexual.

Saker Nusseibeh, presidente ejecutivo de Hermes Investment Management, dijo a FTfm, que los resultados eran “de enorme preocupación. Hacer que el lugar de trabajo sea un entorno poco acogedor para la mitad potencial del talento destruye el valor y es estúpido”.

Martin Gilbert, CEO de Aberdeen Asset Management, la firma de fondos más grande que cotiza en Europa, estuvo de acuerdo: “Las víctimas deben estar seguras de que sus reclamos serán tomados en serio y que no terminarán siendo sancionadas por ello”.

Financial Times distribuyó la encuesta al personal de fondos a través de correos electrónicos, su página web y asociaciones de la industria.

Los resultados revelaron una profunda desconfianza sobre los canales de denuncia de las compañías y cómo son manejadas las quejas.

Una empleada de un fondo de cobertura, quien dijo que había sido atacada sexualmente por un banquero de alto nivel que trabajaba en su compañía, no reportó el incidente a la dirección por temor a que dañara su carrera. “Nadie quiere ser la víctima”, dijo.

Otra mujer encuestada dijo: “La última vez que una chica se quejó de acoso sexual en la oficina, todo el mundo lo supo en 30 segundos. No confiaría (en el equipo de recursos humanos) en lo absoluto. (Ellos están) allí para apoyar a la dirección y luchar sus peleas”.

 

Hostigadas

Presión

La encuesta a escala global del FTfm, aplicada a 730 personas, reveló que 15% de las mujeres encuestadas fue presionada para explotar su sexualidad en el trabajo.

Otras voces

Cifras publicadas por Opportunity Now revelan que una décima parte de las mujeres que trabajan en servicios financieros ha sufrido acoso sexual.

Desconfianza

Una encuesta distribuida por Financial Times a personal de fondos reveló la profunda desconfianza sobre los canales de denuncia.