Energía renovable llega tarde a México: experto

Jesús Tamez, especialista en el tema, dice que Nuevo León tiene un interés muy grande en optar por nuevos métodos para la generación de electricidad.

Monterrey

Tras la aprobación de la Reforma Energética se tenía en México la esperanza de que creciera de manera importante el uso de energías renovables o alternativas, y aunque sí se ha dado esto de cierta manera, la transición ha sido lenta y hasta cierto punto ha llegado tarde, aseguró el catedrático de la Universidad de Monterrey (UDEM), Jesús Tamez.

En entrevista con MILENIO Monterrey, el especialista en energía explicó que el marco legal de la reforma no se ha consolidado en su totalidad, pese a las buenas intenciones que pudieron estar detrás de los cambios que se buscaron hacer en el sector energético del país.

"Hasta ahorita, la puerta de salida que tenemos no es la mejor, y en este aspecto las energías tradicionales de hidrocarburos no han sido reemplazadas en su totalidad o con el paso que nosotros aquí en México desearíamos que sucediera.

"Las (energías) alternativas, como la solar, eólica, biomasa, y otras que se desarrollan en México llegan tarde, aunque ahorita hay una promoción de ese tipo de uso de tecnología", dijo el especialista.

Añadió que en México es todavía un poco caro para aquellas personas que desean invertir o tienen interés en este tipo de proyectos en sus instalaciones.

Recordó que hay empresas, sobre todo de mayor tamaño y en ocasiones de origen extranjero, que han optado por invertir en parques eólicos, como ejemplo citó la instalación del parque Ventika en la entidad.

Esto, insistió, con la intención de poder abatir un poco el costo del kilowatt por hora de la energía que consumen, y venderla a otros usuarios también.

Hasta ahora, el uso de energías renovables para la generación de electricidad ha sido en el sector residencial; existe en el país, y en Nuevo León principalmente, un interés muy grande por optar por la instalación de paneles solares para reducir el costo de una familia que utiliza la red tradicional de transición y venta de electricidad, que es todavía la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

"Para eso sí resulta bastante bueno, se paga la inversión y se puede ir escalando el proyecto en un año que puedan sustituir el consumo y al año siguiente hacer una pequeña inversión adicional e ir revirtiendo el consumo tradicional que tienen, dependiendo de las instituciones que nos ofrecen su servicio actualmente", argumentó Tamez.

Sin embargo, agregó el catedrático, es importante que los usuarios también consideren los beneficios para el medio ambiente al optar por utilizar energías renovables.

Refirió que no se trata sólo de estar ahorrando o pagando menos por hacer uso de energía, sino de otorgar un beneficio al medio ambiente y reducir las emisiones contaminantes por persona.

Cabe recordar que México también tiene compromisos internacionales para reducir las emisiones contaminantes para los próximos años.

No sólo las grandes compañías deben optar por generación renovable, cualquier usuario termina dejando su mancha contaminante al hacer uso de quema de hidrocarburos, dijo.

"Definitivamente, la quema de hidrocarburos no es sólo por estar pagando un combustible o recurso caro, pero además por la emisión de contaminante y gases invernaderos que se generan de empresas grandes y usuarios, cada persona que maneja un vehículo, que en su casa usa electricidad... Todo genera CO2, en los usos y costumbres que ahorita tenemos en la población", argumentó.