Banco de México destaca recuperación económica

La demanda externa es su impulso principal; mientras que la interna también mostró cierta recuperación: Junta de Gobierno
Alzas en alimentos procesados.
Alzas en alimentos procesados. (Javier García)

México

En línea con las expectativas de los analistas del mercado, la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) mantuvo sin cambio, en 3 por ciento, el objetivo para la tasa de interés interbancaria a un día; además, señaló que después de la debilidad registrada en los dos trimestres previos, la economía mexicana presentó una recuperación importante.

De acuerdo con el comunicado de política monetaria de la institución central, el mejor desempeño económico estuvo impulsado, principalmente, por la demanda externa, mientras que la interna también mostró cierta recuperación, por lo que la Junta de Gobierno considera que el balance de riesgos para la actividad económica ha mejorado.

Al respecto, analistas de Grupo Financiero Ve por Más estiman que la tasa de referencia permanecerá sin cambios en 2014 y la mayor parte de 2015, y consideran que, dado que las condiciones económicas nacionales empiezan a mejorar, el Banxico prestará mayor atención en los próximos meses a la evolución de los precios.

En este sentido, el organismo central señaló que si bien el aumento que la inflación general presentó en los últimos meses, por arriba de 4 por ciento ya se había sido anticipado, se registraron aumentos no previstos principalmente en los productos pecuarios y en algunos alimentos procesados que utilizan a estos bienes como insumos.

No obstante, teniendo en consideración lo anterior, el Banxico estima que la inflación general cerrará 2014 alrededor de 4 por ciento, y al inicio de 2015 presentará una disminución importante, con lo que se acercará a 3 por ciento durante el primer semestre y cerrará el próximo año alrededor de ese nivel.

Entre otros factores, el Banxico fundamenta su expectativa de una inflación más baja en 2015, dado el desvanecimiento del efecto de la reforma fiscal que entró en vigor en 2014; una conducción ordenada de las finanzas públicas; una menor
tasa de variación anual en el precio de las gasolinas; y en la postura de política monetaria, la cual se asegurará de que los recientes cambios de precios relativos no tengan efectos de segundo orden.

Tomando en cuenta lo anterior, especialistas de Grupo Financiero Banorte-Ixe consideran que la mayoría de la Junta de Gobierno del Banxico se inclina por tener una tasa de referencia más baja ante el amplio margen que existe para recortar tasas con una brecha del producto negativa, expectativas de inflación en el mediano y largo plazo bien ancladas y la probabilidad de que la inflación converja a 3 por ciento en 2015.

Expectativas del consumidor en deterioro

En agosto, la confianza de los consumidores acumuló dos caídas continuas a tasa mensual, al descender 0.28 por ciento, con respecto al mes anterior, de acuerdo con cifras desestacionalizadas publicadas de manera conjunta por el Inegi y el Banco de México.

La mayor caída de la confianza del consumidor, se presentó en las expectativas de compra de bienes durables, tales como muebles, televisores, lavadoras, entre otros, con un retroceso mensual de 3.45 por ciento.

Asimismo, los miembros del hogar tienen una percepción negativa de la condición económica que tendrá el país dentro de un año, pues este indicador retrocedió 0.72 por ciento a tasa mensual.

No obstante, lo anterior estuvo contrarrestado por una mejor evaluación en cuanto a la situación económica actual y futura de los miembros del hogar, así como en la percepción de la situación económica del país hoy día, comparada con la de hace un año.

Al respecto, analistas de Grupo Financiero Ve por Más señalaron que la caída en el nivel de confianza indica que las familias no se muestran convencidas de una mejora en la economía, lo cual postergaría las decisiones de consumo privado en el segundo semestre del año y ello sería un obstáculo para un mejor desempeño económico de México.