Recortes frenan expansión del turismo en Chichén Itzá

Los recortes al presupuesto detuvieron la construcción de centros turísticos y culturales en Teotihuacán, Chichén Itzá y Palenque.
Se retrasa encuentro con la historia.
Se retrasa encuentro con la historia.

México

La construcción de los centros turísticos y culturales en Teotihuacán, Chichén Itzá y Palenque no ha podido arrancar a causa de los recortes presupuestales decretados por el gobierno, derivados del entorno de debilidad económica internacional.

La escasez de recursos añade una nueva víctima en proyectos afectados, al igual que lo fue primero el tren de alta velocidad México-Querétaro.

De acuerdo con el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), encargado de la edificación de los mencionados centros culturales, el primer paso que deben hacer es realizar tres estudios de identificación de reserva territorial; sin embargo, ni siquiera se ha podido iniciar este año porque el dinero que otorgó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) no alcanzó.

Con base en el Programa Nacional de Infraestructura (PNI) se informó que para diversificar la industria de viajes se construirán tres centros integralmente planeados (CIP) e infraestructura —como la de Cancún— en esas zonas culturales, con una inversión total de 7 mil 825 millones de pesos.

La autoridad informó que esos nuevos complejos serán de baja densidad; es decir, tendrán un número limitado de construcciones hoteleras y otro tipo de edificios, además de que se desarrollarán con base en las reservas territoriales disponibles.

En un documento, el Fonatur señaló que los estudios de reserva territorial están encaminados a dimensionar cada uno de los proyectos, la zona donde estarán y la extensión del área que se necesita.

"No obstante, los recursos asignados por la SHCP para el ejercicio fiscal 2015 son insuficientes para llevarlos a cabo", afirmó la dependencia.

El Fonatur señaló que con el dinero que le otorgó la dependencia solo pudieron destinar un millón 577 mil pesos a la identificación de áreas de aprovechamiento turístico en Teotihuacán, mientras que para Chichén Itzá gastaron un millón 844 mil.

En cuanto a los estudios para el proyecto de Palenque, Chiapas, se destinaron un millón 381 mil pesos en este 2015.

El Fonatur indicó que los resultados de esos estudios son necesarios para poder gestionar posteriormente el registro en la cartera de proyectos y programas de inversión de la SHCP y así se les destinen recursos para su edificación.

"Hasta el momento no se ha realizado ninguna obra relacionada con los proyectos, al no contar con registro" en la cartera de la dependencia, dirigida por Luis Videgaray Caso.

También el Fonatur informó que a consecuencia de que los recursos este año fueron insuficientes para hacer los estudios de reserva, se replantea su ejecución para el ejercicio 2016, "dependiendo de la asignación presupuestal".

Al respecto, Hacienda informó que para el siguiente año el presupuesto general tendrá un recorte de 135 mil millones de pesos, debido a la continua caída en los precios del petróleo, así como a la depreciación del tipo de cambio.

La dependencia de turismo indicó que ya que los complejos no están aún inscritos en la cartera de proyectos del gobierno federal, no se cuenta con los tiempos de construcción e inauguración.

Asimismo, señaló que hasta el momento no se tiene conocimientos de que inversionistas privados, ya se nacionales o extranjeros, se encuentren interesados en esos CIP culturales.

En el PNI se muestra que el CIP de mayor inversión será el de Teotihuacán, con 4 mil 180 millones de pesos, y constará de un terreno de mil hectáreas.

"Se requiere proveer de infraestructuras que permitan reposicionar al país en el plano turístico mundial con desarrollos y productos que promuevan la conservación del patrimonio que le da identidad, y contar con productos diversificados, diferenciados y de calidad que revaloren las zonas arqueológicas iconos de nuestras culturas ancestrales", señaló el gobierno federal.

El segundo proyecto de mayor importancia es el CIP de Chichén Itzá, con una extensión de mil hectáreas y una inversión de 2 mil 375 millones de pesos.

Esa ciudad prehispánica es uno de los principales sitios arqueológicos de la península de Yucatán, ubicado en el municipio de Tinum, declarada una de las nuevas Siete Maravillas del Mundo y considerada por la Unesco Patrimonio de la Humanidad desde 1988.

Para impulsar esos desarrollos se creará infraestructura y equipamiento que a su vez permita detonar inversiones privadas, generar empleos permanentes y elevar el número de turistas, indicó el gobierno federal.

El último CIP que se creará en esta administración es el de Palenque, Chiapas, el cual tendrá una inversión de mil 270 millones de pesos, en un terreno de mil 46 hectáreas.

Otro proyecto importante en el turismo será el llamado "recuperación de playas", para el que se destinarán 6 mil millones de pesos.

Al menos 12 de los 20 principales destinos de sol presentan erosión en las playas, entre ellos Cancún, Riviera Maya, Cozumel, Playa del Carmen, Los Cabos, Mazatlán, Puerto Vallarta y Acapulco, por lo que se buscará revertir ese problema.



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]