Sin recaudar, 7 mil 400 mdp por tabaco y alcohol piratas

La erosión fiscal más importante dentro del IEPS la provocan los productos apócrifos con contenido etílico, pues equivalen a 5 mil 800 mdp anuales, señala la Concamin.
La Alianza Nacional contra Productos Ilegales alerta sobre la evasión de impuestos.
La Alianza Nacional contra Productos Ilegales alerta sobre la evasión de impuestos. (Jesús Quintanar)

México

Es necesario continuar con la lucha contra la piratería y contrabando, puesto que cada año el comercio ilegal y adulteración de bebidas alcohólicas, así como la venta ilícita de tabaco dejan pérdidas recaudatorias por más de 7 mil 400 millones de pesos, estimó la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin).

El organismo, que encabeza Francisco Funtanet, puntualizó que la erosión recaudatoria más importante dentro de los Impuestos Especiales sobre producción y Servicios (IEPS) la provocan los productos apócrifos con contenido alcohólico, pues equivalen a 5 mil 800 millones de pesos anuales.

Asimismo, puso en relieve que por la introducción de cigarrillo ilegal, y su venta en el mercado mexicano, deja de percibir el fisco alrededor de mil 600 millones de dólares.

La Concamin, organismo que participa en la Mesa de Combate a la Ilegalidad, en coordinación con del Servicio de Administración Tributaria (SAT), y la Procuraduría General de la República (PGR), entre otras instituciones públicas y privadas, señaló que durante 2013 se registraron algunos avances en el combate a la ilegalidad de productos.

Puesto que durante el periodo de abril a noviembre del año pasado, se aseguró mercancía que intentaba ingresar o había ingresado al país de forma ilegal, entre la cual destacan casi 15 millones de cigarrillos, así como alrededor de 600 botellas de bebidas alcohólicas.

El organismo industrial señaló que durante ese mismo periodo las autoridades decomisaron una tonelada de discos y películas, así como 30 toneladas de ropa y accesorios, 195 mil 611 piezas de juguetes y 9 mil 542 rollos de tela, todos estos artículos de procedencia ilegal.

Al respecto, la Alianza Nacional contra Producto Ilegales (ANPI), la cual engloba a organismos como cámaras de comercio e industriales, estimó que tan solo en 2013 las autoridades federales decomisaron en todo el país casi 194 millones de cigarros de contrabando, lo que logró mantener en 17 por ciento la participación de esos productos en el mercado nacional.

Agregó que tan solo en dos días, 29 y 31 de enero de este año, en Chihuahua, Distrito Federal, Guanajuato, Sonora y Estado de México, elementos de la PGR, en apoyo con policías locales, lograron el decomiso de 458 mil 600 cigarros ilegales de las marcas Sheriff, Win, Jaisalmer, Marshal, Blue River, El Elegante, Farstarm Brass, Bentley, Nise, Deal, Gentori, Reef, Chiapas, More y Birmingham.

Agregó que el problema de la penetración de productos ilegales se ha incrementado en estados como Guanajuato, donde en 2013 la presencia del cigarro de contrabando alcanzó 36 por ciento del mercado estatal, cifra superior al 25 por ciento de 2012, por lo que ya se colocó como el estado en todo el país con mayor presencia proporcional de ese producto.

La Alianza puso en relieve que estos productos ingresan al país a través de la frontera con Belice sin cumplir con el pago de impuestos, representando importantes pérdidas económicas para la industria y al erario, además de representar altos riesgos a la salud para quienes los consumen, toda vez que no cumplen con normas mínimas de calidad.

En este sentido la Concamin enfatizó que es preciso definir y llevar a cabo las acciones coordinadas en el ejercicio de facultades de cada autoridad, dar seguimiento a las denuncias presentadas, y proponer modificaciones legales y ajustes al marco normativo.