Las primerizas en el ranking de Great Place to Work

Tres compañías que se sumaron al listado de Los Mejores Lugares para Trabajar® comparten sus secretos sobre cómo tener empleados felices.
Flexibilidad e inclusión son dos de las grandes fortalezas de la empresa 3M.
Todos participan. Flexibilidad e inclusión son dos de las grandes fortalezas de la empresa 3M. (Cortesia)

Imagínate que al salir de la oficina esta tarde tu jefe se despide de ti diciéndote: “gracias por venir hoy al trabajo; gracias por la jornada que brindaste”. Tal vez te preguntarías qué mosca le picó, pensarías que a lo mejor se reconcilió con su pareja o temerías que mañana pedirá tu renuncia o que él mismo presentará la suya. ¿Te parecería extraño que te dieran las gracias cada tarde por tu esfuerzo en la oficina, como si tu presencia en la empresa fuera tan grata y tan indispensable como la de uno de sus clientes?

Pues así es como tratan a los empleados en Grupo Karisma, un operador hotelero que junto con Western Union -que se dedica a proveer servicios financieros- y 3M -al sector industrial- debutó en el ranking de Great Place to Work® (GPTW™).

Cada una de estas empresas, por supuesto, explotó los distintos beneficios y valores que otorga y expresa a sus empleados para lograr este reconocimiento.

¿Qué obtienen a cambio las empresas? Además de prestigio, mejorar su potencial y reducir sus costos asociados con procesos de reclutamiento, reducir su índice de rotación y una fotografía puntual y confiable del estado de ánimo y disposición de la gente que todos los días influye en el desempeño de la compañía.

Además, los “colaboradores comprometidos con la organización no solo se transforman en voceros no oficiales, sino que son los primeros defensores frente a riesgos asociados a la reputación de su marca”, dice la directora senior de asuntos corporativos de GPTW™, Beatriz Rivas. “Invertir en la gente es mejor negocio que reclutarlos en una guerra de talentos”, insiste.


Nuevas formas de comunicación

Para Rivas, Karisma destaca por su compromiso de fomentar más y mejores prácticas culturales que les permitan impulsar el desarrollo integral de sus colaboradores.

“Un reto es la constante necesidad que tienen las organizaciones de escuchar más seguido a sus colaboradores. La comunicación en las organizaciones tiene que ser cada vez más dinámica. No podemos preguntar solamente cada seis meses o cada año como se sienten, cómo se ven”, dice el gerente de capital humano de Grupo Karisma en México, Paulo Bojórquez.

Por ello, implementaron un sistema mediante el cual pueden recibir retroalimentación inmediata de los empleados.

Consiste en una serie de terminales parecidas a una caja registradora, en las cuales se pregunta al empleado cómo se siente en ese momento y este puede responder mediante la selección de un emoticón. Con la colocación estratégica de estos dispositivos, los líderes de la empresa pueden saber en tiempo real cómo fue el nivel de servicio del transporte de personal esa mañana, si les agradó el menú de los comedores de colaboradores y la reacción a determinadas actividades en las distintas propiedades.

Los comentarios son voluntarios y anónimos, pero Bojórquez asegura que los empleados sí participan en esta dinámica. “Es como medir el nivel emocional de las cosas que suceden con la misma lógica que una página de Facebook, que le pones ‘me gusta’, un corazoncito o ‘me divierte’ o ‘me enoja’. La dinámica de comunicación tiene que ser así ahora, y ayuda a que el colaborador todos los días se sienta escuchado, no solamente una vez al año”.


  •  La calidad emocional es la razón fundacional de la empresa Karisma en México.


Contribuir en algo más grande

El director general de Western Union México, Rodrigo García Estebarena, enfatiza una y otra vez la importancia de todos los días cruzar las fronteras para llevar el sustento a las familias de millones de migrantes.

Tal vez por eso los empleados de Western Union calificaron a su empresa y le atribuyeron un “muy alto indicador en la dimensión de orgullo”, a decir del ejecutivo de GPTW™.

“La remesa se utiliza para educación, vivienda, salud, alimentación, entonces no es que estemos en el segmento de los servicios suntuosos o de lujo, sino más bien sirviendo a la base de la pirámide en necesidades básicas”, dice García Estebarena.

“Los migrantes que se van -en nuestro caso los paisanos que se van a EU- a trabajar, los tratamos como héroes y tenemos que tener toda la responsabilidad para que el servicio que les ofrecemos se esté dado de manera eficiente, porque por lo general son necesidades básicas las que hay que cubrir de este lado de la frontera”, insiste.

Y esta inspiradora tarea va aderezada por una excelente ubicación en la bien comunicada avenida Reforma, en la Ciudad de México (en Torre Mayor, específicamente); gastos médicos mayores y menores, fondo de ahorro y premios en tiempo y efectivo por desempeño destacado, para lograr una tasa de rotación de solo 4.2% en la empresa, en contraste con el promedio de 12% en México.


Sembrar en buena tierra

Aunque un bambú podría parecer el árbol más frágil porque se mueve hasta con un ligero viento, es precisamente esta flexibilidad la que lo hace uno de los mejores materiales naturales de construcción y fabricación.

La flexibilidad en 3M viene de origen y es una de sus fortalezas. Tiene una política de horario flexible, que consiste en administrar su propia agenda y tiempos, siempre y cuando se respeten los tiempos que se asignan para discutir temas comunes con otros compañeros. También tienen como “onceavo mandamiento” la consigna: “no matarás una idea”, lo cual garantiza que todos los colaboradores sean escuchados.

Un aspecto que destaca Rivas, de GPTW™, acerca de las razones por las cuales 3M logró entrar al ranking de mejores empresas para trabajar, son sus “esquemas que integran a las familias dentro de los beneficios que ofrecen a toda su población”.

“El enfoque es que todos forman parte de esta gran familia 3M. Cuando te contrato a ti, contrato también a tu familia y no eres solamente tú, sino tú y esa familia. Este concepto lo reflejamos en nuestros beneficios también”, dice su directora de Recursos Humanos, Tatiana Amaya.

Por ejemplo, el seguro médico que 3M provee a los empleados se extiende a su familia, tienen un día de la familia en el que los trabajadores invitan a sus parejas, hijos y padres para que vean cómo trabajan, además de convivir con lo que es el trabajo. Finalmente, premian a los mejores promedios entre los pequeños. “Invitamos a todos los padres a que nos pasen las calificaciones de sus hijos y ese día son premiados… y que todos reconozcamos eso para esas familias”, dice Amaya.

“Es como sembrar en buena tierra, con esoscomponentes clave que permiten esas condiciones laborales óptimas”, añade la directiva.


Un camino largo pero bien marcado

Aunque las estrategias y tácticas que llevan a formar parte del ranking de GPTW™ sean muy variadas, la evaluación a las empresas no se basa en anécdotas, sino que cumple con una metodología que le otorga objetividad a los resultados.

El primer paso que tuvieron que cumplir todas las empresas en el listado fue aplicar la encuesta Trust Index®, un instrumento de medición de GPTW™ que está compuesto en México por 77 reactivos, del cual se toman 58 indicadores comunes en más de 50 países.

En este instrumento se formulan preguntas sobre cinco vertientes: credibilidad, respeto, imparcialidad, orgullo y compañerismo, las cuales se acomodan en orden aleatorio para que los encuestados no se vean influenciados por saber que corresponden a cierta categoría, explica Rivas.

Este cuestionario lo responde la gran mayoría de los trabajadores de la empresa interesada, ya que los lugares de trabajo tienen que ser mejores para todos, indica Rivas, y añade: “ese ‘para todos’ es justamente la premisa. El proceso de aplicación de encuesta tiene que incorporar a todos los niveles de la organización. Hay un margen que se da, de 5 a 10% de la población que no conteste la encuesta, pero requerimos un porcentaje alto de la población completa de la organización, de todos los niveles, desde el CEO hasta el personal de limpieza”.

En este mismo cuestionario se incluye un espacio después de cada pregunta, donde los trabajadores pueden abundar sobre sus impresiones e inquietudes en respuestas abiertas, en contraste con las preguntas, que son cerradas y concretas.

Finalmente, se recurre principalmente al área de Recursos Humanos para que provea información sobre sus perfiles culturales y prácticas, desde el reclutamiento hasta la desincorporación de un trabajador, a lo que le llaman Culture Audit©. Un equipo independiente revisa esta auditoría y es importante que desconozca los resultados del Trust Index®, para que estos no le influyan.

El resultado del Trust Index® vale 65%; el del Culture Audit© 25%, y 10% se desprende de la valoración de los comentarios de los colaboradores durante la encuesta, para sumar 100%, calificación de la cual dependerá ostentar o no el título de uno de los 100 Mejores Lugares para Trabajar® en México.