Ofrecen 5 mdd por un modelo que solucione retos mundiales

Global Challenges Foundation lanza la convocatoria abierta a empresarios, políticos, académicos o cualquiera que ayude a mitigar problemas que amenazan al ser humano.
Mats Andersson, vicepresidente de la fundación y ex director del Cuarto Fondo Nacional Sueco de Pensiones.
Mats Andersson, vicepresidente de la fundación y ex director del Cuarto Fondo Nacional Sueco de Pensiones. (Especial)

Ciudad de México

El cambio climático, la pobreza extrema y las pandemias son solo algunos de los riesgos que afectan al planeta y que pueden poner en peligro la vida de millones de personas, por lo que la organización Global Challenges Foundation (GCF) este año lanzó un premio para encontrar un modelo de gestión viable e innovador que aborde eficazmente los riesgos y amenazas más urgentes para la humanidad y que pueda implementarse en un futuro cercano para resolver cualquier problema mundial.

"Para la fundación, la definición de esos retos globales es cuando algún fenómeno pone en riesgo la sobrevivencia de al menos una décima parte de la población, como en el caso del cambio climático, una eventual pandemia o la misma pobreza extrema", explicó en entrevista Mats Andersson, vicepresidente de esa fundación.

Los que quieran competir por el galardón que premiará esas iniciativas con 5 millones de dólares deben demostrar su interés antes del 15 de febrero en el portal de internet de la organización (https://www.globalchallenges.org/es) y tienen hasta el 24 de mayo para inscribir su iniciativa bajo los requisitos que pide el sitio.

Al preguntarle cuáles eran las categorías del premio, destacó que la fundación busca ideas innovadoras, motivo por el cual no hay categorías ni restricciones para inscribirse. Las propuestas pueden venir de una empresa, un gobierno, una organización de la sociedad civil e incluso una sola persona.

"Lo que busca el premio es encontrar propuestas en todo el mundo para resolver los problemas que tenemos, porque los retos globales requieren soluciones globales. Nosotros estamos abiertos a cualquiera, las ideas pueden venir de la academia, de los políticos, de las empresas o de una sola persona", subrayó.

Al preguntarle algún ejemplo de iniciativa que pudiera aplicar a ese premio, contestó: "No quiero dar ejemplos, porque eso ya dictaría una línea y nuestra idea es encontrar una manera nueva de enfrentar los retos globales; nosotros esperamos que las ideas sean realmente nuevas, originales e innovadoras".

Manejo inadecuado

De acuerdo con Andersson, uno de los problemas que enfrenta el mundo es que hay modelos viejos o inadecuados para enfrentar las amenazas globales, que además son minimizadas no solo por algunos sectores de la población, sino hasta por dirigentes de naciones.

"Nosotros empezamos a estudiar esos riesgos y nos dimos cuenta de que simplemente están subestimados, los políticos no se están haciendo cargo de ellos de una manera apropiada", aseguró.

Sobre el esfuerzo que hace la ONU para atacar ese tipo de problemas, como Pacto Mundial, la iniciativa de ese organismo para implementar esquemas de Responsabilidad Social en las empresas, el experto sueco opinó que "ha hecho un buen trabajo poniendo en distintas agendas problemas como el cambio climático o la pobreza extrema; no obstante, aún hace falta encontrar maneras distintas de afrontarlos".

Para lograr esfuerzos conjuntos, ejemplificó: "Uno de los problemas es que tenemos una estructura muy distinta entre las empresas y los gobiernos. Debemos encontrar nuevos mecanismos para unificar el mundo. La ONU fue creada hace muchos años bajo un contexto mundial sumamente diferente. Los problemas ya no son iguales a los de la posguerra".

"El mensaje que nosotros intentamos llevar es que el mundo es el mismo para todos. Tarde o temprano tenemos que entender que estamos en el mismo planeta y nadie está exento de los riesgos y para mitigarlos necesitamos nuevos modelos, porque los que hay ya no funcionan", destacó Andersson.

Al cuestionar qué está mal con el modelo actual, dijo que "por poner un ejemplo, la ONU fue fundada a mediados del siglo pasado y 70 años después tenemos otro tipo de estructuras y otra clase de problemas. Por eso con el premio que lanzamos queremos encontrar nuevos modelos de gobernanza o gestión mundial, porque es increíble ahora como la elección de un solo país puede arriesgar el acuerdo al que llegaron varias naciones en París hace poco más de un año. Hoy necesitamos hacer que cualquier votante realmente pueda entender cómo es importante para todo el mundo que elija a los políticos correctos".

La GCF y el galardón

Sobre los antecedentes de la fundación, Andersson explicó que su creador, Laszlo Szombatfalvy, "es un húngaro refugiado, inversionista reconocido y experto en análisis de riesgos financieros que hace alrededor de 10 años decidió enfocar sus esfuerzos a buscar cómo combatir los retos que amenazan a la humanidad".

La GCF nació hace una década con dos misiones. "La primera es tratar de hacer más visibles los riesgos que corremos y, la segunda, simular con estadísticas, documentos y apoyados con la academia, el peligro que representan. Después, hace como un año, decidimos lanzar un premio que ayude a que podamos cumplir nuestra visión", resaltó Andersson.

Lo que hace falta para generar conciencia sobre esos riesgos es "una combinación de educación y de divulgar la información correcta para que la gente, los políticos y las empresas entiendan estos problemas y actúen con un enfoque distinto al que hemos utilizado hasta ahora... No hay manera de saber cuándo puede llegar un colapso causado por los problemas mundiales, por eso los debemos empezar a mitigar desde ahora, se nos está acabando el tiempo", concluyó.