Hasta el fin de año, el plan de escisión de América Móvil

Estamos listos para trabajar como jugador preponderante, asegura.

México

América Móvil mantiene la incertidumbre sobre su plan de escisión, al revelar que será hasta fin de año cuando presente su propuesta de separación de activos y al informar que no venderá sus torres de transmisión, sino que solo las rentará, lo que a decir de analistas financieros, es un movimiento que le generará buenos resultados.

En conferencia telefónica con analistas para discutir los resultados financieros, Daniel Hajj, director general de América Móvil, aclaró que aún no tienen un comprador y que todavía tardará aproximadamente seis meses para presentar su plan de separación de activos al Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel), por lo que será entonces cuando tuvieran algo más concreto y mas claridad en la forma en la que venderán sus activos.

“Va a tomar algún tiempo. En ese periodo vamos a cumplir con todas las reglas de preponderancia y estamos perfectamente listos para trabajar como un jugador preponderante”, comentó Hajj

Al confirmar que el plan de separación de activos no incluye la venta de torres, sino solo la separación para ser rentadas; la compañía indicó que las disposiciones del Ifetel, como la eliminación del roaming y el retiro del cobro de larga distancia, impulsarán el tráfico en las redes.

El directivo comentó que los posibles candidatos deberán adquirir 20 por ciento del mercado de telecomunicaciones en México, activos a desincorporar para que la telefónica deje de ser considerada preponderante.

Al respecto, Valeria Romo, analista de Monex, comentó a MILENIO que la estrategia de quedarse con las antenas es buena, porque va a generar un nuevo negocio y le dará una valuación más justa y más atractiva a la empresa, así como un retorno económico.

Destacó que el vaticinio es que la empresa venda cerca de 18 millones de suscriptores y desde su perspectiva, “todo esto se debe hacer antes del 13 de agosto, que es cuando entra en vigor la nueva legislación, porque si lo hace así la empresa podrá escindir de una manera muy rápida, por lo que prevemos movimiento en las próximas dos semanas”.

Comentó que solo en caso de que no hubiera eventos coyunturales podrán tardar mucho tiempo, pero se tienen previstas las licitaciones de televisión, incluso el apagón analógico, por lo que previó que deberá ocurrir pronto.

Para Homero Ruiz, analista de Signum Research, genera un poco de incertidumbre enterarse de que no venderá las torres, por lo que ahora se debe saber de qué se va a deshacer.

“Yo consideraba que vendería una cartera de clientes de Telcel junto con la infraestructura, pero ahora, a menos que sea un operador móvil virtual, pero en realidad no sé qué comprador se anime a aceptar esos términos, aunque no descarto que tenga ya otra oferta en mente”, dijo.

Destacó que América Móvil se distingue por ser agresiva en sus movimientos, por lo que no considera que se quiera detener mucho, pues cuenta con todos los incentivos para realizar el proceso lo más rápido posible y así no aplicar las medidas asimétricas que le fueron impuestas.

América Móvil reportó el lunes un crecimiento de 33 por ciento en sus utilidades correspondientes al segundo trimestre de 2014, comparadas con el mismo lapso del año anterior.

Las acciones de América Móvil respondieron bien a los resultados financieros del segundo trimestre del año que la compañía presentó, pues en las operaciones de ayer en la Bolsa Mexicana de Valores los títulos ganaron 2.06 por ciento, para cerrar en un precio de 15.41 pesos.

Si bien los resultados estuvieron afectados por la implementación de medidas regulatorias en México y la introducción de nuevos planes competitivos en Colombia, así como por la reducción de tarifas de terminación móvil en Brasil y Chile, la empresa prevé mejores resultados en los próximos meses.


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]