Pemex firma alianza con 5 empresas para nuevos proyectos

El director general de la empresa, Emilio Lozoya, anunció inversiones por cinco mil 500 millones de dólares que se destinarán a tres grupos de proyectos.  
El director general de Pemex, Emilio Lozoya Austin
El director general de Pemex, Emilio Lozoya Austin (Reuters )

Ciudad de México

Pemex anunció inversiones por 5 mil 500 millones de dólares para  tres grupos de proyectos en el área industrial, donde prevé la construcción de plantas en sus refinerías para producir diésel de ultrabajo azufre (UBA).

En conferencia de prensa, Emilio Lozoya, director general de Pemex, informó que también se hará una planta de fertilizantes, para la cual sus trabajos de rehabilitación comenzarán este mes.

Lozoya explicó que en las inversiones está incluida una planta de fertilizantes; la fase II del proyecto de gasoductos Los Ramones y plantas de diésel de ultra bajo azufre en sus refinerías. La inversión para esta última es de 2 mil 800 millones de dólares.

Detalló que las plantas de diésel se construirán en cinco refinerías que son Madero, Minatitlán, Salamanca, Salina Cruz y Tula. El horizonte de construcción de los proyectos será de entre 15 y 40 meses.

Respecto al proyecto calidad de los combustibles en su fase diésel, que incluye la construcción de varias plantas para las refinerías de Madero, Minatitlán, Salamanca, Salina Cruz y Tula, con una inversión de 2 mil 800 millones de dólares, 50 por ciento de la inversión total, Pemex suscribió contratos con las empresas ICA Fluor, la coreana Samsung Engineering, la estadunidense Foster Wheeler Americas y las españolas Técnicas Reunidas y ACS.

De acuerdo con Miguel Tame, director general de Pemex Refinación, ese proyecto permitirá elevar la producción a 360 mil barriles diarios de diésel de ultrabajo azufre.

Detalló que en la fase diésel el alcance del proyecto para las cinco refinerías son las siguientes: en plantas nuevas serán cuatro
hidrosulfuradoras de diésel, cuatro productoras de hidrógeno, tres recuperadoras de azufre, cuatro de tratamiento de agua amarga y cuatro unidades regeneradoras.

Dichos contratos iniciarán el 17 septiembre y serán realizados bajo la metodología de libro abierto.

Entre los beneficios destacan la mayor producción de diésel de ultrabajo azufre, por lo que los fabricantes de automóviles y camiones podrán producir vehículos equipados con motores de última generación y para el usuario significará un ahorro en combustibles de 3 a 5 por ciento.

El beneficio socioeconómico esperado es que sean generados 12 mil empleos directos y 31 mil indirectos, por la demanda de mano de obra en cada una de las refinerías y prestadoras de servicios.

También se encuentra el proyecto Fase II Los Ramones, el cual tendrá una inversión de 2 mil 500 millones de dólares.

Éste ofrecerá una capacidad adicional de mil 430 millones de pies cúbicos diarios desde el norte hasta el centro del país, por lo que es una de las obras de “mayor envergadura en la historia del país”. Tendrá una longitud de 741 kilómetros, con un gasoducto de 42 pulgadas que cruzará Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Querétaro y Guanajuato.

Lozoya comentó que otro proyecto es una planta de fertilizantes en Coatzacoalcos, cuyos trabajos comenzaron este mes con una inversión de 200 millones de dólares.

En este punto en necesario destacar, dijo, que la empresa Pro Agroindustria, filial de PMI Comercio Internacional, adquirió los activos de la empresa Agro Nitrogenados.

Refirió que el pasado 29 de agosto se firmó el contrato de ingeniería, procura y construcción con la empresa Cobra Instalaciones México, bajo la modalidad de libro abierto, para la rehabilitación y puesta en marcha de los activos adquiridos.

En su primera fase la construcción tendrá una duración de 15 meses; pondrá en operación el primer tren de urea, por lo que estará en posibilidades de producir mil 500 toneladas al día.

Cinco meses después estará en operación el segundo tren, con lo cual la planta podrá llegar a producir casi un millón de toneladas del fertilizante al año.

Se calcula la creación de mil 500 empleos durante su construcción y en la etapa de operación se requerirá de una plantilla de 800 trabajadores de Pemex.

:CLAVES

BENEFICIO AMBIENTAL

Habrá una reducción de emisiones contaminantes en 20 por ciento y el incremento de vida útil de los automóviles, también en 20 por ciento y en 2015, 60 por ciento del diésel que se consuma en el país será UBA.

El objetivo con la construcción de nuevas plantas industriales y la modernizarán de las  existentes, es reducir en 97 por ciento el contenido de azufre en el diésel, al pasar de 500 a 15 partes por millón.

Juan José Guerra Abud, titular de la Semarnat, dijo que contar con este tipo de combustible era un viejo anhelo no solo de los ambientalistas, sino de la industria nacional, decisión se había retrasado por años.