• Regístrate
Estás leyendo: París post automóvil
Comparte esta noticia
Sábado , 20.10.2018 / 21:03 Hoy

París post automóvil

La capital francesa será la sede de los Juegos Olímpicos 2024, para ese entonces la Ciudad Luz podría ser solo para vehículos autónomos o de dos llantas.

Publicidad
Publicidad

“Los vehículos con motores de combustión interna conducidos por particulares” bien podrían quedar prohibidos de la ciudad para 2024, dice Jean-Louis Missika, el alcalde adjunto de París, cuyas responsabilidades incluyen la planeación urbana.

El funcionario hace señas hacia fuera de la ventana desde su oficina en el ayuntamiento de París ubicado en la ajetreada calle de Rivoli. Para 2024, los autobuses sin conductor deben ir de ida y vuelta por esta calle durante el día. Los visitantes de los Juegos Olímpicos tendrán una visión de una ciudad posterior a la era del automóvil.

París en la actualidad es una ciudad sucia y caótica. Está a muchos años de los pioneros del transporte como Amsterdam y Copenhague y, de acuerdo con su alcaldesa, Anne Hidalgo, sufre de 6,500 muertes al año por contaminación.

Esto en gran medida se debe a que París se construyó antes de la era de los automóviles, y nunca tuvo el espacio para la tecnología del siglo XX. Ahora, a medida que empiezan a disminuir los automóviles particulares, las ciudades que se construyeron antes de la era del automóvil alcanzarán su esplendor. París, capital del siglo XIX, podría ser la capital del siglo XXI.

La ciudad ya se despliega al futuro: aumentan las tarifas de los estacionamientos, agrega carriles para bicicletas y tiene previsto prohibir los coches con motor a diésel para 2020. París tiene todas la cualidades para convertirse en la primera metrópoli en el mundo después de la era del automóvil.

Al ser una capital con espacios apretados para los coches y a medida que más turistas se acumulan, también esto la hace menos apta para el tránsito vehicular. “Cada pulgada de superficie de calle tiene que aprovecharse al máximo”, dice Ross Douglas, quien dirige Autonomy, una conferencia anual en París de movilidad urbana. “La primera cosa que una ciudad va a querer hacer es reducir los 150,000 automóviles estacionados en la calle. ¿Por qué deberías ocupar 12 metros cuadrados para moverte? ¿Por qué deberías usar un gran motor a diésel para contaminarme a mí y a mi familia?”.

Para 2024, los taxis sin conductor harán viajes uno tras otro, casi sin estacionarse. Los espacios de estacionamiento se convertirán en caminos para bicicletas o motonetas, terrazas de café o parques infantiles.

París puede cambiar rápidamente: la industria automotriz francesa recorta de manera constante los puestos de trabajo desde la década de 1980. También Francia tiene un presidente de 39 años de edad, que entiende de tecnología. Independientemente de que sus predecesores gastaron sus energías salvando industrias moribundas, Emmanuel Macron busca nuevas tendencias, como los vehículos sin conductor.

TE RECOMENDAMOS: Nissan contra Tesla

París no necesita coches particulares porque ya tiene el mejor servicio de transporte público de cualquier ciudad internacional, de acuerdo con el Instituto de Políticas de Transporte y Políticas de Desarrollo con sede en Nueva York. Los visitantes de las congestionadas ciudades en desarrollo se suben a los trenes de la ciudad y sonríen asombrados; casi dos tercios de los 2.2 millones de parisinos no tienen automóvil, dice Missika.

Es cierto, los 10 millones de personas que viven en las ciudades suburbanas en los alrededores de París dependen más de los coches. Pero, para 2024, la mayoría de ellos debe desengancharse.

Grand Paris Express, el proyecto de transporte público más grande de Europa, va a cambiar vidas. Traerá 68 nuevas estaciones, y miles de casas se van a construir encima de ellas. Los Juegos Olímpicos ayudarán a que se garantice que se entreguen a tiempo. Los autobuses sin conductor circularán sin cesar a lo largo de las líneas principales. (Uno de ellos ya realiza pruebas en el distrito de negocios de La Défense; la única vez que causó un accidente fue cuando un conductor humano tomó el volante y golpeó el tobillo de un peatón).

Las nuevas bicicletas eléctricas permitirán a los ciclistas suburbanos recorrer dos o tres veces las distancias que hacen actualmente, lo que hará que los viajes largos al trabajo sean pan comido. El Périphérique terminará siendo obsoleto, predice Missika. Él espera que se convierta en un bulevar urbano lleno de árboles y cafés. También dice: "Para mí, los Juegos Olímpicos son, sobre todo, la construcción de una identidad Grand-Parisiana".

Para 2024, la Ciudad Luz será la número uno de la Unión Europea, sin rival. Le preguntamos a Missika si esperaba que el Brexit beneficie a París. Respondió que consideraba a Londres y a París como una sola ciudad, "la metrópoli". Puedes viajar entre ellas en menos tiempo de lo que necesitas para cruzar Shanghai.

De todos modos, añade: "Tengo la impresión de que el Brexit no va a ocurrir, ya que los ingleses son pragmáticos. El momento en que digan: ‘estábamos equivocados, vamos a dar marcha atrás’ será un poco humillante, pero eso será mejor que seguir con el Brexit".

“París de nuevo está en ascenso”, dijo el arquitecto británico Richard Rogers en el FT Weekend Festival. Es cierto que la ciudad no será un paraíso para 2024. Los soldados con ametralladoras estarán patrullando las calles en busca de terroristas. También París ya comienza a ver a su vecino inglés con más consideración que con envidia.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.