“Estoy avergonzado”, dice el presidente de OHL

Villar Mir se refirió al escándalo sobre presunta corrupción de OHL como una campaña de difamaciones lamentable e impropia de un país como México.
Presidente de la constructora española OHL, Juan Miguel Villar Mir.
Presidente de la constructora española OHL, Juan Miguel Villar Mir. (Reuters)

Madrid, España

"Me avergüenza que haya habido un empleado (en referencia a Pablo Wallentin, ex representante de OHL en México) que haya incumplido las normas de buen gobierno. Estoy avergonzado y lo lamento infinitamente", dijo el presidente de la constructora española OHL, Juan Miguel Villar Mir, al ser cuestionado por el escándalo de corrupción en el que está involucrada su empresa.

Villar Mir dijo que Wallentin "se ha vuelto loco" y que no entiende esta actuación, aunque también dijo que se trata de "una campaña de difamaciones lamentable e impropia de un país desarrollado como es México".

Ayer mismo se difundieron otras tres llamadas telefónicas realizadas el pasado mes de enero en las que Pablo Wallentin y Gerardo Fernández, director jurídico de OHL México, hablaban de un supuesto soborno a "magistrados" mexicanos.

El presidente del grupo aseguró que las llamadas telefónicas difundidas y que apuntan a irregularidades de la compañía en México han sido "ilegalmente interferidas" y que habrá que comprobar la manipulación que se haya podido hacer de ellas.

El presidente del grupo español reconoció que desconoce aún contra quien van a ir las acciones legales que la compañía tiene previsto iniciar en México.

OHL seguirá invirtiendo en México

En rueda de prensa previa a la junta de accionistas de OHL celebrada en Madrid, el presidente de la constructora española aseguró que el grupo va a seguir invirtiendo en México "sin límite de tiempo".

"A ningún país del mundo le he dedicado ni el trabajo, ni el tiempo, ni la inversión que he dedicado a México y que voy a seguir dedicando", afirmó Villar Mir.

Recordó que el grupo cuenta en México con 8 concesiones contratadas en 12 años, ha invertido cerca de 3 mil 500 millones de euros (3 mil 800 millones de dólares) y mantiene más de 3 mil 700 empleos permanentes.