Entra en vigor nuevo etiquetado para alimentos y bebidas

La Cofepris dio a conocer que las empresas tendrám hasta el 31 de julio de 2016 para colocar etiquetas frontales con información clara sobre las calorías y azúcar en 32 mil productos. 
Mikel Arriola, titular de la Cofepris, informó sobre el nuevo etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas.
Mikel Arriola, titular de la Cofepris, informó sobre el nuevo etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas. (Especial)

Ciudad de México

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) dio a conocer que hoy entró en vigor el nuevo etiquetado para 32 mil alimentos y bebidas no alcohólicas, con el fin de informar al consumidor sobre la cantidad de calorías y azúcar está ingiriendo.

Mikel Arriola, titular de la Cofepris, detalló en conferencia de prensa que conforme a los nuevos lineamientos, todos los alimentos procesados deberán tener al frente una serie de cuadros informativos que detallen la cantidad de calorías, grasas saturadas y azucares que tiene cada producto.

Aclaró que a la fecha, de los aproximadamente 32 mil productos procesados sujetos a esta regulación, más de la mitad ya exhiben las nuevas etiquetas en sus envases y bolsas y el resto deberá hacerlo en cuanto vayan agotando inventarios y notificando los avances a la autoridad sanitaria, en apego a la normatividad vigente.

Pero el resto de las empresas tendrán hasta el 31 de julio del próximo año para cambiar los envases, de lo contrario serán acreedores a multas de hasta un millón de pesos.

La información, dijo, deberá ser clara sobre sus valores nutrimentales como parte de las estrategias nacionales del gobierno federal para combatir el problema del sobrepeso, la obesidad y la diabetes,  así como el hecho, de que dichas enfermedades han disminuidos la esperanza de vida por lo menos dos años.

Se trata de fomentar, aclaró, hábitos de consumo sanos, tanto en la alimentación como en la activación física.

En el caso de los refrescos se establecerá cuántas calorías contiene y su porcentaje de la dieta diaria que representan.

Una bebida de esta naturaleza de 355 mililitros tendrá en la etiqueta que contiene 149 calorías y representa 41 por ciento de su ingesta de azúcar diaria. Esto permite al consumidor calcular cuántos refrescos se va a tomar.

 En las presentaciones familiares se dirá que contiene mil 380 calorías y representan 383 por ciento de la ingesta diaria de azúcar recomendada, agregó.

 “Lo que queremos es precisamente que el consumidor diga, “es muchísimo”, y piense en tomar sólo una porción del producto, una de 92 calorías, por ejemplo, que también precisará el etiquetado”, dijo.

También señaló que, como parte de la estrategia contra la obesidad y la diabetes, se ha eliminado la publicidad de los productos con alta densidad calórica y las bebidas azucaradas en horario infantiles.

Señaló que las medidas regulatorias de la Estrategia Nacional para la Prevención y el Control del Sobrepeso ha protegido a más de 32.5 millones de niños que dejaron de ver 40 por ciento de las pautas publicitarias que se transmiten de 2:30 a 7:30 de la  tarde de lunes a viernes, y de 7 de la mañana a 7:30 de la tarde de sábado y domingo conforme a los horarios establecidos por la SEP, publicidad altamente calórica.

El funcionario federal reiteró que refrescos, chocolates, confitería y botanas carecerán de  sellos nutricionales, conforme a los mismos lineamientos de etiquetados.

Toda la estrategia se ha diseñado con base a elementos científicos aportados por investigadores de los institutos nacionales de Nutrición y de Salud Pública a efecto de que el etiquetado no sea engañoso, y contenga datos respecto a lo que debe de consumir como parte de una dieta saludable los habitantes.

En México 30 por ciento de la población infantil y 70 por ciento de los adultos tiene sobrepeso y obesidad. Son 10 millones 800 mil con diabetes que cuestan al erario público más de 117 mil 833 mil pesos anuales los tratamientos de control.

Coca Cola de México se alínea a etiquetado

A partir de este 1 de julio la compañía Coca-Cola de México integrará a sus productos las nuevas disposiciones de etiquetado frontal, conforme a lo establecido por Comisión Federal de Protección y Riesgos Sanitarios (Cofepris).

En un comunicado, el presidente de la empresa, Francisco Crespo, reconoció el esfuerzo del gobierno mexicano por impulsar reformas que estén en apego al derecho de los consumidores de estar informado para la toma de decisiones.

"Expresamos nuestro reconocimiento al gobierno de la República por las reformas impulsadas a través de la Secretaría de Salud con respecto a las nuevas medidas regulatorias en materia de etiquetado y publicidad de alimentos y bebidas no alcohólicas", aseguró.

La compañía recordó que fue pionera en la industria, pues en 2010 estableció de manera voluntaria un etiquetado, el cual hacia del conocimiento a las personas sobre el porcentaje de la ingesta calórica diaria recomendada en cada bebida.

"Actualmente todos los productos de Coca-Cola muestran información sobre contenido calórico y nutrimental sustentada científicamente, como calorías, azúcares, grasas y sodio", afirmó el documento.

Es de recordar que esta regulación, que entra en vigor a partir de este miércoles, obliga a incluir en los productos de alimentos y bebidas una etiqueta frontal con información sobre la grasa saturada, otras grasas, azúcares totales, sodio y energía, independientemente del tamaño de la presentación.

De acuerdo con la Cofepris para la modificación de las etiquetas se contará con un periodo de 12 meses para que todos los productos en anaqueles la presenten; en tanto, los envases retornables tienen un plazo de diez años para sustituirlos por completo.