“Para las motocicletas, México todavía es un mercado joven”

Con el objetivo de satisfacer al 100 por ciento las expectativas del cliente mexicano, en días pasados la conocida marca de caballos de acero anunció, junto con The Warranty Group, el lanzamiento ...
Todo lo que viene traerá cosas positivas, dice Raymundo Cavazos.
Todo lo que viene traerá cosas positivas, dice Raymundo Cavazos. (Especial)

México

En días pasados, Harley-Davidson anunció, junto con la compañía The Warranty Group, un programa de garantía extendida —el más amplio en el mercado mexicano— cuyo objetivo es satisfacer al 100 por ciento las necesidades y expectativas del cliente, al incrementar el precio de reventa de la unidad y brindarle la tranquilidad de contar con servicios y partes originales en caso de un evento.

De acuerdo con datos del Inegi, en 2000 el parque de motocicletas apenas era de 300 mil en el país y el año pasado ya alcanzó 2 millones.

En entrevista con MILENIO, Raymundo Cavazos, director general de Harley-Davidson para México, aprovechó para hablar sobre el potencial de mercado para el motociclismo en el país, principalmente en las grandes ciudades donde existen problemas de movilidad, además de cómo la marca se ha mantenido con crecimientos constantes y tiene buenas expectativas.

¿En qué consiste la garantía extendida para las motos Harley-Davidson?

La garantía estará disponible para todas nuestras distribuidoras participantes en México. Es para motocicletas nuevas y seminuevas, y ofrecerá hasta cinco años de garantía, adicional a los dos años de fábrica. Tendrá la misma cobertura de manufactura original, con cero deducible.

“Será otro elemento clave para asegurar a nuestros clientes el valor de nuestra marca. Puede incrementar el valor de la reventa de la motocicleta y el comprador tendrá la seguridad de que se mantendrá la motocicleta en óptimo estado en caso de algún evento”.

¿Qué otro país de Latinoamérica goza de la garantía extendida?

Trabajamos de manera simultánea entre Brasil y México, que son nuestros mercados más fuertes en la región.

¿Entre Brasil y México, dónde ven un mejor mercado?

Brasil es un mercado mucho mayor que el mexicano, porque es un país más grande, pero en relevancia y en concepto de motocicletas, partes, accesorios y mercancías generales, México representa un mayor porcentaje en la customización de las motos, así que está nivelado. El país está muy cerca del brasileño, detrás está Chile, pero también tenemos presencia en casi todos los países de Latinoamérica.

¿Cuál es el panorama del motociclismo en el país?

Va en aumento. Nosotros tenemos presencia como fábrica Harley-Davidson a partir de 2007 y lo que hemos visto es una evolución tremenda del mercado, con nuevos competidores que han llegado al negocio, a los cuales les damos la bienvenida.

“El mercado da para mucho, es un sector joven todavía, tiene que explotar el potencial que existe. Conceptos urbanos son importantes, como la Ciudad de México, Monterrey y Guadalajara, donde la urbanización ya está muy desarrollada, también agregaría Puebla y Querétaro. En esos lugares el motociclismo tiene mucha oportunidad”.

¿Crees que hay una migración del auto a la moto o las Harley-Davidson tienen más un uso recreativo?

Hay para todos los conceptos. Tenemos una gama de modelos con el fin de que la gente decide para qué quiere su motocicleta. Tenemos los que salen los fines de semana a diferentes ciudades, los que asisten a nuestros rallies —a ellos les gustan las motos grandes, las de turismo, porque les permiten almacenar su equipaje—, pero también tenemos una mayoría con una segunda moto, mucho más ligera, rápida, que la puede usar para ir al trabajo en ciudades como ésta.

¿Cómo ha repercutido el nuevo esquema del programa Hoy no Circula; nota una mayor venta?

Pues sí, hubo una modificación y yo invitaría a que la gente se meta a las academias de manejo que tenemos, para que aprendan a andar en moto, ya que sí puede ser muy segura con un buen entrenamiento, el equipo de seguridad necesario y primordialmente que se muevan en moto. Veo a Monterrey, Guadalajara y la Ciudad de México, y la tendencia es que veremos más gente en dos ruedas que en cuatro. Simplemente por un tema de movilidad urbana.

“Tuve varias reuniones en la Ciudad de México, y con el tráfico cómo deseé tener una Street 750 de Harley-Davidson, para moverme a los diferentes puntos en un menor tiempo.

“Respecto a las ventas todavía es muy pronto para ver un repunte, la gente apenas está manifestándose, analizando opciones, viendo sus opciones en el mercado. Ahí es donde la marca tiene que entrar y decir: ‘¡Aquí está tu opción!’”.

¿Desde qué año tiene presencia Harley-Davidson en México?

Tiene más de 80 años; en un principio se importaban una o dos motos, luego las de policías, como las de Pedro Infante. La marca ya cumplió 111 años desde su fundación y en México tiene fábrica desde 2007.

¿Cuántas motos colocó Harley-Davidson en 2014?

Las cifras las dejamos para la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, son los que oficialmente proveen los números estadísticos, pero te puedo comentar que tenemos crecimiento de doble dígito anualmente, nos ha ido muy bien.

“En los últimos cinco años, México ha tenido un crecimiento impresionante, por lo menos respecto a nuestra marca, hemos crecido mucho y todo pinta para que sigamos creciendo en los próximos años; tenemos un plan agresivo de expansión, ofrecer motocicletas nuevas y buenos productos, uno de ellos es esta garantía extendida”.

¿Cuáles son las expectativas para el siguiente año?

Crecimiento, vamos a aumentar más de los niveles en que hemos estado creciendo. Todo lo que viene traerá cosas positivas.

¿Qué recomienda a las personas que piensan adquirir una motocicleta?

Las invito a que visiten a alguno de nuestros distribuidores, a que conozcan el mundo Harley-Davidson y que vivan la experiencia.