México debe despertar nuevos mercados, afirma Guajardo

Pasamos de hacer puertas para autos a fabricar dispositivos médicos, incluso marcapasos o auditivos de enorme complejidad, abunda Paulo Carreño.
Ildefonso Guajardo, titular de Economía.
Ildefonso Guajardo, titular de Economía, encabezó la reunión de aniversario de ProMéxico. (Notimex)

Ciudad de México

Después de que se firmó el Tratado de Libre Comercio (TLC) “México se durmió en sus laureles y estuvo en una zona de confort que hoy debe abandonar”, señaló el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal.

“Estuvimos 22 años en una zona de confort y donde los socios del sector privado y nosotros hicimos el trabajo que nos correspondía, pero al mismo tiempo nos dormimos en nuestros laureles”, subrayó.

En el evento para conmemorar los 10 años de ProMéxico, Guajardo Villarreal dijo que “ha sonado el timbre para despertar” y gobierno e iniciativa privada deben ir con “fuerza y agresividad a despertar nuevos mercados”.

“Diversificarnos para que una próxima vez, una elección en Washington, no ponga en vilo la economía mexicana”, subrayó.

El secretario explicó que el gremio empresarial ha insistido en que la promoción de los tratados internacionales debe desdoblarse en su “practicalidad” para aprovechar todas las oportunidades que conllevan.

Al respecto de un eventual abandono del TLC por parte de Canadá si es que Estados Unidos insiste en desaparecer el capítulo 19 (de controversias), el funcionario señaló que es necesario esperar al comienzo de las negociaciones para ver las estrategias.

“Primero tenemos que entender que cualquier cosa que ocurra antes del 16 de agosto son posicionamientos, habrá que esperar al arranque de las negociaciones para ver cómo se desenvuelve el proceso”, subrayó.

En el caso norteamericano no tenían opción porque ellos estaban obligados 30 días antes a mandarle al Congreso los objetivos de la negociación y el requerimiento de México es diferente, explicó el funcionario.

Señaló que al Senado, cuando inicia un periodo de sesiones, el primero de diciembre, se tienen que mandar los planteamientos del nuevo calendario de negociaciones y las propuestas de inicio de éstas con los requisitos que establecen las leyes de acuerdos comerciales, económicos y comerciales internacionales, lo cual harán en la fecha indicada.

A la pregunta sobre si a México preocupa que el tema de los salarios se incluya como parte del apartado laboral en las próximas negociaciones, el titular de Economía señaló que México analizó la incorporación de un esquema laboral en el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP, por su sigla en inglés), lo cual también representa una estrategia importante para el país.

Indicó que lo único que exige el capítulo laboral es que México cumpla con sus leyes laborales y no se violen los derechos de los trabajadores en las empresas.

“Hacerlo sujeto a sanciones comerciales nos ayuda a garantizar que los beneficios de los acuerdos comerciales sean también para los trabajadores. Creo que esto es una disciplina que debe de ser parte de los acuerdos comerciales”, puntualizó.

APERTURA COMERCIAL

El debate y la labor de ProMéxico está focalizada en lo comercial, pero no somos los negociadores, por ejemplo, “entiendo que hay cercanía y avances importantes con Argentina y Brasil, con miras a muy pronto tener un acuerdo comercial o lo más parecido a un acuerdo”, señaló Paulo Carreño King, director general de ProMéxico.

En entrevista agregó que también con la Comunidad Económica Europea se avanza rápidamente. La oportunidad está en uno de los enormes atributos que tiene México, que es su mano de obra.

“Pasó México de ser un país manufacturero en el sentido laxo, a ser manufacturero avanzado. Pasamos de hacer puertas para automóviles a fabricar dispositivos médicos, incluso marcapasos o auditivos de enorme complejidad”.

De acuerdo con el funcionario, la competencia debe observarse ya no entre países, sino entre regiones, y la de Norteamérica es quizá la más dinámica y de mayor proyección hacia el futuro.

Se han vendido cadenas de valor al mundo, la automotriz principalmente. “A la industria aeronáutica y espacial, ya les doy el título de cadena de valor, además de la electrónica y los dispositivos médicos que se consolidarán también”.

A lo que se suma la industria creativa, un sector de mexicanos exitosos que van a integrarse para construir una cadena productiva, entre ellos la animación, creación, producción y posproducción, especialmente del Bajío, detalló Carreño King.

El empresario Valentín Diez Morodo, presidente del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior, hizo hincapié en que el trabajo conjunto entre los sectores público y privado ha sido la clave del éxito para que hoy en el mundo México sea atractivo para la inversión y haya diversificado sus exportaciones.

En esta ruta ProMéxico ha desempeñado un papel muy importante, porque realiza la promoción de las exportaciones y de la captación de los flujos de inversión extranjera directa, lo que se profundizó en la actual administración federal.

“Más de la mitad de la inversión extranjera directa que ha llegado a México, en estos 10 años, ha tenido que ver con ProMéxico”, concluyó Carreño.