• Regístrate
Estás leyendo: Mejora la confianza de empresarios brasileños
Comparte esta noticia
Sábado , 26.05.2018 / 06:14 Hoy

Mejora la confianza de empresarios brasileños

Para abrir de nuevo sus carteras, inversionistas esperan más iniciativas de estabilidad económica.

Publicidad
Publicidad

Joe Leahy

Uno de los operadores de centros comerciales de lujo más grandes de Brasil considera que ya se presentan las primeras señales de la recuperación de la confianza en el mercado de venta al menudeo, después de que el mes pasado se dio un cambio de gobierno con el inicio del proceso de juicio político contra la presidenta Dilma Rousseff.

Pero los inversionistas aún están a la espera de que se presenten más iniciativas para estabilizar la economía, como por ejemplo, una reforma fiscal, antes de que puedan empezar a abrir de nuevo sus carteras, dijo Carlos Jereissati Filho, director ejecutivo de Iguatemi Empresa de Shopping Centers, y descendiente de la familia que controla el corporativo.

“Si le preguntas a nuestros inversionistas, a nuestros contactos de negocios y clientes, cada vez sienten más confianza, aunque todos están a la espera de que se aprueben esas reformas”, dijo Jereissati en una entrevista.

El sector minorista de Brasil estaba a la vanguardia con el auge en la economía más grande de América Latina cuando el superciclo de las materias primas, el mayor acceso al crédito y la generosidad fiscal del gobierno lograron poner más dinero en los bolsillos de las personas.

Pero el año pasado el país cayó en una profunda recesión, después de lo que los críticos definieron como una mala administración económica y el fracaso de Brasil de no poder prepararse para los menores precios de las materias primas.

El inicio del juicio político llevó al reemplazo de Rousseff por un gobierno más a favor de las empresas, bajo el mando de su vicepresidente Michel Temer. Pero los analistas dicen que el nuevo equipo todavía tiene que tomar algunas decisiones difíciles para frenar el déficit presupuestario, que se encuentra en casi 10 por ciento, y también tiene que reformar el sistema de psiones y leyes laborales de Brasil para alentar a los inversionistas a que empiecen a probar de nuevo.

Con el inicio de la recesión, con la que el producto interno bruto cayó 3.8 por ciento el año pasado y se tiene previsto que pase lo mismo en 2016, cerca de una tercera parte de los minoristas más grandes en los centros comerciales en Brasil se enfrentan a dificultades financieras, dijo Credit Suisse en un informe.

En el informe se dijo que 6.5 por ciento de los grandes minoristas que encuestó se declaró en bancarrota o enfrentan serios problemas financieros, mientras que considera que otro 25 por ciento está con “banderas amarillas de precaución” por tener deudas demasiado altas o problemas para pagar a sus acreedores.

Sin embargo, dijo que Iguatemi es uno de los operadores mejor preparados para enfrentar esa tendencia, gracias a que cuenta con un alto porcentaje de inquilinos “de primer nivel” en más de 50 por ciento del número total de tiendas.

10%

Déficit presupuestario que presenta el país.

3.8%

Caída del producto interno bruto el año pasado; se prevé que suceda lo mismo en 2016.

6.5%

Número de grandes minoristas brasileños que se encuentran en bancarrota.

2.5%

Empresarios de este país que están con “banderas amarillas” debido a la precaución.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.