Brasil busca mantener cuotas para autos mexicanos

Brasil impuso a México una restricción de cuotas de mil 640 millones de dólares entre marzo de 2014 y marzo de 2015. El 19 de marzo debe reanudar el libre comercio del sector automotriz.
Las ventas de vehículos ligeros en México crecieron 23.3% interanual
Las cuotas al comercio automotriz entre México y Brasil, impuestas en 2012, vencen el próximo 18 de marzo (Especial )

Río de Janeiro

México y Brasil podrían concluir esta semana un nuevo acuerdo para el comercio automotriz que se basará en un nuevo período de cuotas al intercambio de autos y autopartes, informó hoy el ministro brasileño de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior, Armando Monteiro.

En entrevista con Notimex, Monteiro señaló que “hay expectativas de que podamos cerrar el acuerdo en la reunión del próximo viernes en la ciudad de Río de Janeiro.

Monteiro dijo indicó que para Brasil la prioridad es lograr un acuerdo que mantenga las cuotas o incluso las restrinja más.

“Para Brasil la perspectiva de renovación depende de la disposición de México de mantener y, eventualmente, reducir el actual sistema de cuotas, así como redefinir en el acuerdo la llamada regla de origen para autopartes y los criterios de distribución de las cuotas”, dijo el ministro.

Se refería a las cuotas al comercio automotriz bilateral impuestas a pedido de Brasil en 2012 y cuya validez expira el próximo 18 de marzo, cuando según lo acordado en el marco del Acuerdo de Complementación Económica No. 55 (ACE 55) el intercambio debería regirse por el libre comercio.

El monto de las cuotas es de mil 640 millones de dólares entre marzo de 2014 y marzo de 2015; superadas las importaciones de automóviles o autopartes mexicanas por ese importe en ese período se aplica un impuesto de 30 por ciento.

Al responder por qué Brasil no acepta comerciar sin cuotas, Monteiro señaló que “las condiciones de los sectores automotrices en México y Brasil no ofrecen condiciones para el libre comercio”.

Hacía referencia a las dificultades que enfrenta el sector automotriz en Brasil, donde la producción, venta y exportación llevan meses cayendo con fuerza, mientras México acumula cifras récord de producción, impulsado por las exportaciones a Estados Unidos y Canadá, para ser hoy el mayor productor de América Latina.

Monteiro aseguró que, pese a la divergencia entre las partes, ya que México aboga por cumplir lo estipulado y permitir el libre flujo de comercio del sector, prevé que “se pueda definir un nuevo acuerdo antes de que termine la vigencia del actual, el 18 de marzo”.