• Regístrate
Estás leyendo: La deuda de EU asusta
Comparte esta noticia
Viernes , 22.06.2018 / 04:25 Hoy

La deuda de EU asusta

La juerga de préstamos con tarjetas de crédito por 18,000 mdd enciende el temor al riesgo de que se frene la economía.

Publicidad
Publicidad

Alistair Gray

Los bancos de Estados Unidos (EU) incrementaron los préstamos al consumo a través de tarjetas de crédito y sobregiros al ritmo más veloz desde 2007, lo que provocó las preocupaciones de que se arriesgan demasiado en una economía que se desacelera.

La industria acumuló alrededor de 18,000 millones de dólares (mdd) en préstamos con tarjetas y otros tipos de créditos revolventes en tres meses, pues los consumidores piden prestado más dinero y los bancos luchan por mantenerlos felices y ofrecen hasta millas para vuelos, ofertas de devolución de efectivo y más.

El aumento en préstamos llega en un momento en el que los economistas esperan que las elecciones en Estados Unidos creen suficiente incertidumbre para impedir el crecimiento el resto del año, lo que aumenta las dificultades para los bancos en un momento en que, al parecer, el ciclo de crédito superó su pico.

Los resultados del segundo trimestre mostraron que los préstamos en tarjetas de crédito aumentaron 10% año con año en Wells Fargo, 12% en Citigroup, 16% en US Bank, y 26% en SunTrust, según una investigación de Deutsche Bank.

Los créditos revolventes aumentaron a una tasa anual ajustada estacionalmente de 7.6% en el segundo trimestre para alcanzar 685,000 mdd, según datos de la Reserva Federal.

Las operaciones con tarjeta de crédito se mantienen entre las más rentables del sector bancario. Los bancos pueden cobrar tasas de interés más altas, entre 12 y 14%, más que con otros tipos de crédito, y la morosidad de los solicitantes de préstamos aún se mantiene baja en comparación con los estándares históricos.

Sin embargo, hay algunas primeras señales de que el ciclo empieza a cambiar. “En el entorno actual probablemente es una estrategia más segura, pero, como vimos con la vivienda en 2007-2008, ese entorno puede cambiar rápidamente”, dijo Nancy Bush, analista de sector bancario de NAB Research con sede en Georgia. “Tienen que ser muy cuidadosos”.

Bob Hammer, experimentado consultor de tarjetas de crédito dijo que “los tiempos son bastante buenos en este momento, pero existe la duda de cuánto tiempo más va a durar”.

Synchrony Financial, el proveedor más grande de tarjetas de crédito de tiendas en EU, estremeció a todo el sector en junio cuando aumentó su pronóstico de pérdidas de créditos. A partir de entonces, varios bancos aumentaron sus reservas para pérdidas, aunque los ejecutivos dijeron que esto refleja la expansión de sus operaciones más que el deterioro de la calidad de crédito.

Capital One agregó 375 mdd a su reserva de pérdidas de préstamos para su negocio de tarjetas a nivel nacional, según Barclays, mientras que JPMorgan Chase sumó 250 mdd a la reserva por insolvencia de su cartera de tarjetas de crédito.

Los ejecutivos bancarios dicen que se justifica el empuje de los préstamos, ya que los clientes a los que se dirigen tienen buenas condiciones financieras, y señalan el aumento en los precios de las casas y el bajo nivel de desempleo.

Las elecciones en EU pueden crear suficiente incertidumbre como para impedir que haya crecimiento durante el resto del año. Los bancos también prestan más a la industria, a las propiedades comerciales y otros sectores en un esfuerzo por compensar la presión que hay sobre sus modelos de negocio, que son resultado de las bajas tasas de interés.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.