Importación de huevo se disparó 725% en marzo

La compra de huevo de EU ha ido desplazando al producto mexicano y no beneficia al consumidor final, puesto que éste continúa pagando el mismo precio por el producto, aseguran productores nacionales.

Ciudad de México

En marzo pasado las importaciones de huevo —fresco y yemas— aumentaron 725 por ciento, al pasar de 606 toneladas registradas en el mismo mes de 2016 a 5 mil este año, debido a la internación de productos estadunidenses a precios menores.

La internación de huevo de Estados Unidos ha ido desplazando al productor mexicano del mercado nacional y no beneficia al consumidor final, puesto que este último continúa pagando el mismo precio por el producto, mientras los importadores obtienen márgenes de ganancia hasta de 60 por ciento, según documentos proporcionados por productores nacionales a MILENIO.

La Procuraduría Federal del Consumidor informó que el precio de huevo en tiendas de abarrotes se ubicó en un promedio de 29 pesos el kilogramo en noviembre de 2016, tendencia que se mantuvo hasta abril de este año.

No obstante, su precio al productor se redujo 15 por ciento en el último año, al pasar de 18 a 15 pesos el kilo, en tanto que la docena de origen estadunidense se cotiza en 0.49 centavos de dólar (9 pesos).

Respecto de si hay dumping en la importación de huevo, el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, indicó que la industria tiene derecho a solicitar una investigación, pero hasta la semana pasada no había presentado la solicitud ante la dependencia.

“Tan pronto la presente la Unidad de Prácticas Comerciales Internacionales del Sector, Economía analizará la fortaleza de la investigación, causalidad y  explicaciones para determinar si efectivamente se puede demandar y demostrar que hay prácticas desleales de comercio”, apuntó.

Agregó que dependiendo del tipo de investigación se tienen procedimientos, pero en algunas de ellas una parte es la proporción del mercado que representan las importaciones, y en este caso en términos proporcionales la importación de huevo en el país, en comparación con la producción nacional, no rebasa 3 por ciento.

Aunado a la competencia desleal, la apreciación del dólar también ha pegado al sector avícola, puesto que el alimento y medicinas representan alrededor de 70 por ciento de los cotos directos de producción, los cuales son importados generalmente de EU.

Productores de la Unión Nacional de Avicultores (UNA) han señalado la necesidad de aplicar leyes y reglamentos vigentes y verificar los precios a los que está ingresando el huevo estadunidense, para no dejar entrar el que esté por debajo del costo de producción.

Además, señalan la necesidad de que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios verifique las condiciones de los productos, para que cumplan con la cadena de refrigeración y que la Profeco sancioné a las empresas que empacan huevo de Estados Unidos en cajas de empresas mexicanas.

Sobre la importancia de la industria avícola, la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) indicó que en 2016 México se consolidó como el quinto productor avícola, con una producción de alrededor de 2 millones 731 mil toneladas de huevo para plato. Por estados, Jalisco encabeza la lista, con 50.7 por ciento; le siguen Puebla, 18.4, y Sonora, con 5.3 por ciento.

La Sagarpa indicó que la producción de huevo para plato se incrementó en México durante esta administración, lo que permitió avanzar del séptimo al quinto lugar en el ranking mundial, en beneficio de los productores nacionales.

Gracias al esfuerzo de los productores, con el apoyo de la Sagarpa se logró elevar a más del doble la producción de huevo en dos décadas, al pasar de 1.2 millones de toneladas en 1994 a 2.7 millones en 2016, destacó.

La dependencia federal señaló que el valor de la producción se estima en más de 49 mil millones de pesos, y conforme a la balanza disponibilidad-consumo, se prevé una oferta de 2.7 millones de toneladas, de las cuales 2.5 millones son destinadas al consumo humano y 136 mil toneladas a la industria.

La UNA considera que en el sector pecuario la industria avícola nacional es muy relevante, al aportar 1 por ciento al producto interno bruto y generar seis de cada 10 kilogramos de proteína animal que se consumen en el país, y más de 10 empresas locales que se dedican a la producción.

El Instituto Nacional Avícola señala que México se mantiene como el primer consumidor mundial de huevo, con un promedio de 23 kilogramos anuales por persona.