Aumenta más de 4 veces utilidad trimestral de BP

Los beneficios, por el alza en los precios del crudo y el incremento de producción gracias a los nuevos proyectos.
El gigante petrolero anuncia un tope de gasto de capital de 16 mil mdd.
El gigante petrolero anuncia un tope de gasto de capital de 16 mil mdd. (Shutterstock)

Las ganancias en el cuarto trimestre de BP aumentaron más de cuatro veces en comparación con el año anterior, ya que el grupo británico de gas y petróleo se benefició por los precios de crudo más altos y el aumento de la producción de nuevos proyectos.

Los resultados se encuentran entre los más fuertes de un grupo mixto de ganancias trimestrales de los grupos de energía más grandes del mundo presentados la semana pasada, y las mejoras de los flujos de efectivo por las actividades de exploración y producción se compensaron por una rentabilidad más baja de la esperada en las actividades de refinación, distribución y comercialización.

BP recibió la ayuda de siete nuevos proyectos de gas y petróleo que comenzaron la producción el año pasado, desde Egipto y Omán hasta Trinidad y Australia, con lo que aumentó una décima parte su producción, para llegar a 3.6 millones de barriles al día, el nivel más alto desde el derrame de petróleo del Deepwater Horizon en 2010.

Todavía se encuentran por debajo de los 4 millones de barriles diarios que producían antes de que el desastre en el Golfo de México obligara al grupo a realizar una serie de ventas de activos para poder cumplir con los costos de limpieza y legales, que desde entonces ya superaron los 65 mil millones de dólares.

Sin embargo, Bob Dudley, su director ejecutivo, dijo que hay un impulso creciente detrás de los esfuerzos de reconstrucción del grupo mientras proclamó 2017 como “uno de los años más fuertes en la historia reciente de BP”.

Las utilidades en el cuarto trimestre sobre una base de costo de reposición subyacente —la medida que observan más estrechamente los analistas— fueron de 2 mil 100 millones de dólares en comparación con 400 millones de dólares en el mismo periodo de 2014. Los analistas, en promedio, esperaban mil 900 millones de dólares.

Los precios del Brent alcanzaron un promedio de 61 dólares por barril durante el periodo, casi un cuarto más alto que el año anterior. Desde entonces alcanzaron máximos en tres años por encima de 70 dólares por barril, antes de retroceder en los últimos días para llegar a 67 dólares por barril.

Casi tan importante como el resurgimiento de la rentabilidad de la industria fueron los profundos recortes implementados desde que se desplomó el mercado del crudo en 2014.

BP dijo que su costo promedio unitario de producción cayó 46 por ciento desde 2013 y que tres cuartas partes de esos ahorros son sostenibles incluso cuando la industria regresa al crecimiento.

En una señal de que continúa la disciplina de costos, Brian Gilvary, director financiero de BP, dijo que el gasto de capital tendrá un tope de entre 15 mil y 16 mil millones de dólares en 2018, en comparación con 16 mil 500 millones el año pasado.

Dijo que BP seguirá con la reducción de su punto de equilibrio —el precio del petróleo que se necesita para cubrir los gastos y los dividendos— desde su nivel actual de alrededor de 50 dólares por barril a un objetivo de entre 35 y 40 dólares en 2021.