• Regístrate
Estás leyendo: Grand Marnier, en manos de Campari
Comparte esta noticia
Jueves , 20.09.2018 / 12:10 Hoy

Grand Marnier, en manos de Campari

Gruppo Campari acordó comprar a Grand Marnier en un acuerdo que le da a la destilería francesa un valor de capital de 684 millones de euros.

Publicidad
Publicidad

El italiano Gruppo Campari acordó comprar a Grand Marnier en un acuerdo que le da a la destilería francesa un valor de capital de 684 millones de euros.

Gruppo Campari dijo el martes que alcanzó un acuerdo con las familias de accionistas mayoritarios de Société des Produits Marnier Lapostolle (SPML) al ofrecerles 8.05 euros por acción en dinero, una prima de 60.4 por ciento en comparación con el precio de cierre del viernes.

Los accionistas de SPML también recibirán posibles pagos por ventas futuras de propiedades.

La adquisición se sumará a la creciente cartera de Campari con marcas muy conocidas, como los cocteles clásicos que ahora disfrutan de un renacimiento.

Campari creció de manera constante durante los últimos años, tanto de manera orgánica como a través de adquisiciones, para convertirse en 2014 en el fabricante de licores número 11 del mundo, con marcas como el vodka Skyy, Wild Turkey, Aperol y Cinzano.

Pero eso solo le da una participación de 1 por ciento del mercado en comparación con 21 por ciento que tienen las dos destilerías dominantes de la industria: Diageo, de Reino Unido, y Pernod Ricard, de Francia.

SPML, que fundó Jean-Baptiste Lapostolle en 1827, produce coñac y armañac. Su marca insignia, Grand Marnier, una mezcla de coñac y esencia de naranja se utiliza en una amplia variedad de bebidas, además de que es el ingrediente estelar de la clásica crepe suzette.

La compañía tiene ingresos anuales de alrededor de 152 millones de euros, más de la mitad procedentes de EU.

Bob Kunze-Concewitz, director ejecutivo de Campari, dijo que la adquisición “encaja perfectamente con nuestra estrategia de crecimiento externo”. Agregó: “Grand Marnier fortalece nuestra búsqueda de capitalizar aún más el renacimiento de los cocteles clásicos, especialmente en EU”.

Bajo la gestión de Kunze-Concewitz, quien nació en Austria y creció en Turquía, donde su abuelo era distribuidor de Cinzano, la compañía desarrolló una reputación como máquina de adquisiciones de pequeñas marcas de licores.

Desde que se convirtió en director ejecutivo en 2007, dos años después de unirse a la compañía procedente de Procter & Gamble, Campari ya gastó alrededor de mil 500 millones de euros en adquisiciones, y cerca de 200 millones de euros en su cadena de suministro, en la construcción de nuevas plantas y la remodelación de otras.

Mientras que la sede se queda en Italia y representa una cuarta parte de las ventas, Capari obtiene 40 por ciento de su negocio de EU. Otra cuarta parte proviene del resto de Europa, y Rusia es un mercado importante.

Aperol, una de sus adquisiciones, es una historia de éxito, con la ayuda de los austriacos y alemanes que desarrollaron su gusto por ella durante las vacaciones en el corazón del norte de Italia. El año pasado, Campari también compró al aperitivo siciliano Averna, con el objetivo de aprovechar aún más este mercado.

Como parte de su último acuerdo, Campari tomará control inmediato de 17.19 por ciento de las acciones de SPML. Comprará 2.6 por ciento adicional a algunas de las familias accionistas mayoritarias. El acuerdo contempla que Campari adquiera el resto de las acciones que tiene la familia para 2021.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.