• Regístrate
Estás leyendo: Petroleras no temen a reglas contra plásticos
Comparte esta noticia
Sábado , 22.09.2018 / 05:12 Hoy

Petroleras no temen a reglas contra plásticos

Pese a la creciente indignación en Europa por la contaminación en océanos, perfilan aumentar el uso de productos derivados del crudo en 35 por ciento hacia 2040.
Publicidad
Publicidad

Algunas de las compañías energéticas más grandes del mundo dicen que una reacción contra los plásticos no va a descarrilar la gran apuesta que hace la industria en los petroquímicos, a medida que los grupos petroleros tradicionales buscan nuevas fuentes de ingresos en medio de las expectativas de que se produzca un alejamiento de los combustibles fósiles.

Las empresas, desde Royal Dutch Shell hasta Saudi Aramco, canalizan miles de millones de dólares en complejos petroquímicos, ya que apuestan a la creciente demanda de materiales para fabricar empaques de plástico, detergentes para lavar y productos para aislamiento del hogar, entre otros.

Pero la indignación pública en Europa por la contaminación del plástico en los océanos llevó a medidas sin precedentes para hacer frente a los desechos, entre las que se encuentra la prohibición de los cubiertos, platos y popotes de un solo uso.

John Abbott, director de downstream (refinación, distribución y ventas) de Shell, que supervisa las divisiones de Refinación, Mercadotecnia y Petroquímicos de la compañía, dijo que incluso si se eliminaran en el mundo todos los plásticos de un solo uso, la demanda de químicos solo se reduciría entre 3 y 4 por ciento.

“¿Es un problema importante? Sí. ¿Es un problema social? Sí. ¿Necesitamos abordarlo? Absolutamente. Pero no va a tener un impacto significativo en nuestra visión de los fundamentos de la oferta y la demanda de productos químicos”, dijo en entrevista.

Abbott señaló que, si bien es “inevitable” que los plásticos de un solo uso sean prohibidos, la gestión adecuada de los desechos es igual de importante para prevenir la basura marina.

En su panorama anual de energía que se publicó en febrero, BP dijo que las crecientes preocupaciones ambientales sobre la contaminación con plásticos y cualquier impacto en la demanda petroquímica podría reducir

2 millones de barriles por día de consumo de petróleo para 2040, o 2 por ciento de la demanda actual.

Si observas los edificios, ya sea en clima cálido o frío, necesitas aislamiento: todos ellos son productos químicos... la cantidad de plásticos que se utiliza en los coches para reducir su tamaño es increíble, dijo John Abbot de Shell.

El crudo se refina en nafta y otros aceites que más tarde se pasan a través de los crackers (molinos) petroquímicos para producir elementos básicos para la fabricación de plásticos. Pero estos también se fabrican con líquidos de gas natural como materia prima.

La industria y los petroquímicos utilizaron 17.4 millones de barriles de petróleo al día en 2016 y se espera que el número aumente más de 35 por ciento en 2040 si los gobiernos continúan con sus políticas energéticas actuales, dijo la Agencia Internacional de Energía (AIE) en su informe anual sobre el petróleo.

“Los plásticos de un solo uso podrían alcanzar su punto máximo en 2020, pero para otros usos van a seguir”, dijo Stephen Zinger de la consultora Wood Mackenzie. “Hay una gran cantidad de artículos que usan plásticos que no se va a alterar”.

Dario Scaffardi, director ejecutivo de la refinería italiana Saras, hizo eco de esa opinión en una conferencia de la industria en Londres la semana pasada, al decir que el petróleo utilizado para fabricar los plásticos de un solo uso no es “el material de todo”.

Pedro Antonio Merino García, jefe de investigación de la española Repsol, también hizo comentarios similares. Incluso si se desacelera el crecimiento de la demanda de productos petroquímicos a medida que las políticas gubernamentales, como las que se aplicaron a los plásticos, entran en marcha, “la tendencia subyacente debe continuar por muchos”.

Las compañías petroleras tratan de expandir sus brazos de productos químicos para capturar la creciente demanda de las clases medias emergentes del mundo, como en Asia y África, que compran más productos como televisores LCD y colchones de espuma.

Las grandes empresas de energía también tratan de obtener más valor de cada barril que producen y garantizar en el futuro la demanda de su crudo, cuando se espera que el crecimiento en el consumo de petróleo llegue a su punto máximo.

Abbott dijo que las acciones para reducir la intensidad de energía de los autos, los hogares y los electrodomésticos también elevará la demanda de productos químicos. “En realidad la demanda recibe el impulso de la transición energética”, dijo.

Ese punto de vista hace eco de los grupos de cabildeo de la industria, que argumentan que los materiales plásticos ahorran más recursos que los que se utilizan para su producción, lo que contribuye a la sustentabilidad y la protección del medio ambiente.

El mundo produjo 335 millones de toneladas de materiales plásticos en 2016, desde poliuretanos termoplásticos hasta adhesivos y recubrimientos, según el grupo de cabildeo Plastics Europe. Esto fue 4 por ciento más que el año anterior.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.