• Regístrate
Estás leyendo: Exige banca de UE piso parejo con tecnológicas
Comparte esta noticia
Martes , 18.09.2018 / 20:39 Hoy

Exige banca de UE piso parejo con tecnológicas

El reciente reglamento de la comunidad económica permite el acceso de terceros fintech en cuentas de clientes, con lo que pueden hacer movimientos.
Publicidad
Publicidad

Los banqueros más poderosos de Europa intensifican sus peticiones a los reguladores para que tomen medidas contra las grandes empresas de tecnología que invaden el sector de servicios financieros, y los instaron a que estén sujetas a las mismas reglas que los bancos.

La introducción este año de la regulación de “banca abierta”, que obliga a los bancos de la Unión Europea a dar acceso a las cuentas de clientes que lo autorizan, dejó a muchos de los banqueros más importantes preocupados de que los grandes grupos de tecnología de China y Estados Unidos seleccionen las mejores partes de sus negocios.

Jean Lemierre, presidente de BNP Paribas de Francia, advirtió del creciente uso de “monederos” por parte de empresas de tecnología o de comercio electrónico para almacenar dinero para los clientes, y argumentó que esto simplemente es otra forma de captar depósitos, por lo que deberían pasar por una regulación equivalente.

“Cuando un tercero se involucra en el sistema de pagos, es difícil no ver una actividad de captación de depósitos y hemos trabajando mucho para proteger a los depositantes en el pasado”, dijo Lemierre en un evento que organizó el Instituto de Finanzas Internacionales (IIF, por sus siglas en inglés), un grupo de cabildeo de la banca global, en Bruselas el miércoles.

“La palabra mágica aquí es ‘monedero’”, dijo. “Para mí, el ‘monedero’ está cerca de ser un depósito, por lo tanto los reguladores se tienen que pronunciar sobre esto”.

Por su parte, Ana Botín, presidenta ejecutiva de Banco Santander de España, argumentó que Europa se está quedando por detrás de Estados Unidos y China debido a que no tiene un mercado único para los servicios. “Si no abordamos esto nos vamos a seguir quedando a la zaga”.

“A partir del día de hoy no hay un campo de juego equilibrado sobre los datos en Europa”, dijo Botín, y agregó que si bien ella está “feliz de competir” con las grandes plataformas de tecnología, tenía que ser “bajo los mismos términos, todas captan depósitos y realizan pagos”, dijo.

Instó a los reguladores a que introduzcan un “marco legal único para los datos”. Axel Weber, presidente de UBS de Suiza, dijo “no utilizamos los datos de los clientes al grado en el que podríamos, o al grado en que otros ya los están utilizando, porque somos bancos”.

A los banqueros les preocupa que los obliguen a abrir sus datos a terceros en Europa, sin obtener un acceso recíproco a las grandes empresas estadunidenses de tecnología como Amazon, Google, Facebook y Apple, que se expanden a las actividades de pagos y otros tipos de servicios financieros. Ahora pueden ver cómo los grupos chinos de tecnología, Alibaba y Tencent, tomaron rápidamente una participación dominante del mercado de pagos minoristas de su país.

Sin embargo, al parecer las peticiones de los banqueros caen en oídos sordos entre los reguladores.

“Estamos renuentes a presentar algún tipo de regulación por temor a asfixiar la innovación”, dijo Bill Coen, secretario general del Comité de Supervisión Bancaria de Basilea (BCBS, por sus siglas en inglés).

Agregó que su comité “observa los acontecimientos” para asegurarse de que no hay algún riesgo para la estabilidad financiera o para la igualdad de condiciones en el sector financiero, pero dijo que estas tampoco eran grandes preocupaciones en este momento.

Olivier Guersent, funcionario de la Comisión Europea responsable de los servicios financieros, señaló que “la seguridad y la competencia” son las dos prioridades más importantes para los reguladores en la introducción de las reformas de banca abierta de segunda directiva de servicios de pagos de la Unión Europea que entró en vigor este año.

Sin embargo, Francisco González, presidente ejecutivo de BBVA de España, advirtió: “Será como el viejo oeste con algunas plataformas que dominen el mundo. Creo que los reguladores tienen que despertar”.

Otros se quejaron de que las grandes empresas de tecnología se aprovechaban del trabajo que llevaron a cabo los bancos, como las revisiones de cumplimiento que se llevan a cabo cuando se abren cuentas.

“Amazon siempre pide una tarjeta de crédito para cada compra, toman los beneficios y nosotros asumimos los costos”, dijo Sylvie Matherat, directora de regulación de Deutsche Bank y ex funcionaria de Banque de France. “No es justo... tuvo un impacto en nuestra rentabilidad y en nuestros rendimientos”.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.