• Regístrate
Estás leyendo: Confirma UE represalia por aranceles de Trump
Comparte esta noticia
Sábado , 15.12.2018 / 12:59 Hoy

Confirma UE represalia por aranceles de Trump

Bruselas recibió un “apoyo pleno” para seguir adelante con las medidas de protección, asegura vicepresidente de política comercial.
Publicidad
Publicidad

La Unión Europea confirmó sus planes de aplicar aranceles adicionales a productos de Estados Unidos por un valor de 2 mil 800 millones de euros a medida que prepara su represalia contra la decisión del presidente Donald Trump de afectar el acero y el aluminio europeos con tarifas punitivas.

La Comisión Europea informó ayer que aplicará aranceles a una lista de productos estadunidenses que van desde el whisky hasta las embarcaciones de recreo. La lista la elaboraron los funcionarios de Comercio de la Unión Europea este año. Bruselas espera que las medidas entren en vigor el próximo mes.

La disposición significa que la Unión Europea ignoró efectivamente las advertencias de Trump sobre que cualquier medida defensiva contra sus aranceles al acero y el aluminio se topará con nuevas represalias, y Bruselas optó por activar su plan total para responder a la decisión de Estados Unidos.

Bajo el plan de represalia de la Unión Europea, casi todos los productos de la lista, compuesta por una docena de artículos, enfrentarán impuestos de 25 por ciento, y uno —los naipes— tendrán una tarifa de 10 por ciento.

Liam Fox, ministro de Comercio de Reino Unido, dijo el lunes que era “correcto buscar defender a nuestras industrias domésticas de los impactos directos e indirectos de esos aranceles estadunidenses.

“La respuesta debe ser moderada y proporcional, y es importante que Reino Unido y la Unión Europea trabajen dentro de los límites del sistema de comercio internacional basado en reglas”, agregó el funcionario.

Washington aplicó aranceles de 25 por ciento a las exportaciones de acero de Europa y tarifas de 10 por ciento sobre el aluminio a partir del 1 de junio. México es otro de los afectados.

La acción de la comisión se avaló después de las discusiones preliminares de esta semana entre altos funcionarios de gobierno de la Unión Europea sobre cómo reaccionar. Los diplomáticos de la Unión Europea dijeron que las conversaciones mostraron un amplio apoyo de capitales como París y Berlín, aunque algunos gobiernos dijeron que se tendrían que hacer nuevos estudios sobre los detalles. El representante de Italia dijo que el nuevo gobierno en Roma aún no tenía tiempo para llegar a un acuerdo sobre su posición.

Jyrki Katainen, vicepresidente de la comisión que supervisa la política comercial, aseguró que Bruselas recibió el “apoyo pleno” para seguir adelante con las medidas de resguardo. “Queremos defender nuestras industrias y nuestros intereses legítimos”, dijo.

La comisión enviará sus planes detallados para que sean revisados por los gobiernos, un proceso que se espera tarde varias semanas. Bajo las reglas de la Unión Europea, las medidas entrarán en vigor a menos que una mayoría ponderada de los Estados miembros se oponga a ellas.

Si bien Trump trató de justificar los aranceles como medidas de seguridad nacional, Bruselas las criticó como restricciones “unilaterales e ilegales” que violan las reglas de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

De forma paralela, la Unión Europea y Canadá comenzaron formalmente los procedimientos de solución de disputas en la OMC para impugnar los aranceles sobre el acero y el aluminio que impuso Estados Unidos.

Los funcionarios de la Unión Europea dijeron ayer que la decisión de Bruselas de fijar un objetivo de 2 mil 800 millones de euros de las importaciones anuales que van de Estados Unidos a la UE se calculó para mantenerse firmemente dentro de las reglas de represalia que estableció la Organización Mundial del Comercio. Bruselas estima que los aranceles de Trump alcanzarán más de 6 mil millones de euros en las exportaciones de acero y de aluminio de la Unión Europea.

Aun así, Katainen enfatizó que Bruselas quería evitar una mayor escalada o ampliación de la guerra comercial, y vaticinó que “no habrá ganadores”.

“Tratamos de convencer a nuestros socios estadunidenses de que no hay razón para comportarse de esa manera”, dijo. “Si se escucha a los congresistas de ambos partidos o a las empresas estadunidenses, todavía están en la misma línea tradicional en la que ha estado siempre Estados Unidos. Así que el problema se concentra bastante en la administración”.

Funcionarios de la Unión Europea dijeron que la decisión de Estados Unidos de aplicar aranceles significaba que la oferta de Europa de discutir un acuerdo comercial sobre bienes industriales, que se hizo antes de que Washington impusiera las tarifas, actualmente no es una opción.

Pero aseguraron que puede continuar la cooperación en otros temas comerciales, como el trabajo conjunto para hacer frente al exceso de producción de acero de China, y las conversaciones sobre la cooperación regulatoria.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.