Advierten de robo de identidad con facturas electrónicas

La firma de servicios tecnológicos para temas fiscales, CPA Vision, explicó que los delincuentes pueden usar el RFC de cualquier persona y emitir facturas con esa información.
Con la nueva versión, el contribuyente podrá elegir entre un catálogo de 50 mil actividades diferentes.
Con la nueva versión, el contribuyente podrá elegir entre un catálogo de 50 mil actividades diferentes. (Foto: Especial)

Ciudad de México

El robo de identidad y participar en lavado de dinero sin saberlo, son dos de los riesgos que enfrentan las personas que pagan impuestos y emiten facturas electrónicas, por lo que deben estar pendientes de sus emisiones y contar con sistemas de alerta.

El director general de la firma de servicios tecnológicos para temas fiscales CPA Vision, Rafael Lores, explicó que los delincuentes pueden usar el Registro Federal de Contribuyentes (RFC) de cualquier persona y emitir facturas con esa información.

"De esta manera, un contribuyente puede ser víctima de la delincuencia sin darse cuenta y generar una actividad ante el Servicio de Administración Tributaria (SAT) de la cual no es partícipe ni tiene conocimiento", manifestó el directivo en entrevista con Notimex.

Citó que CPA Vision detectó con uno de sus socios el caso de una persona de 78 años que estaría emitiendo facturas a un tercero, pero dada su actividad, se trataría de un caso de robo de identidad de la cual ese contribuyente no tiene idea.

“El caso del socio de aquí (de CPA Vision) es una persona de 78 años que seguramente no es él quien está emitiendo las facturas, sino que le robaron la identidad y él tampoco se está dando cuenta”, refirió.

La otra modalidad es cuando se emite una factura tomando cualquier RFC; de esta manera, el delincuente puede informar al SAT que le pagará a la persona del RFC en efectivo a una determinada cuenta, todo esto sin que el contribuyente tenga conocimiento.

Sin embargo, abundó, si hay una investigación de por medio, el contribuyente corre el riesgo de ser involucrado en algún ilícito o actividad en la cual no participó, porque los comprobantes surten efectos legales como si lo hubieran entregado en mano.

“Yo puedo tomar el RFC de una persona y me dedico a mandarle un comprobante de 500 pesos una semana, de mil pesos en la segunda semana y mil 500 pesos en la tercera; ella ni cuenta se da porque no se los entregó de forma física, pero surten efectos legales a partir de que están en el propio portal del SAT, esa persona no lo revisa, pongo pago en efectivo y con eso empiezo a depositar en una cuenta bancaria”, detalló.

Por ello, el directivo recomendó la aplicación de tecnología que permite conocer la actividad de los contribuyentes y detectar si sus datos tienen un uso distinto al habitual, ya sea por error o por malicia.

“No es un tema de las grandes empresas en cuidarlo, sino desde el punto de vista de las propias personas físicas, que estemos conscientes del riesgo que nos pueden utilizar ya sea en la emisión (como el caso del señor de 78 años) y el que las recibe (que podría no estar viendo esos movimientos)”, comentó.

Rafael Lores consideró que la emisión de documentos digitales, como las facturas electrónicas, tienen la facilidad de su creación, pero también cuentan con su propia identidad, son únicos y no son reproducibles; “tiene una serie de cadenas de seguridad que los hace prácticamente inviolables y con más razón hay que cuidarlos”, dijo.

MCM