• Regístrate
Estás leyendo: Estrellas masculinas "apagan" resultados de firmas japonesas
Comparte esta noticia
Sábado , 18.08.2018 / 19:30 Hoy

Estrellas masculinas "apagan" resultados de firmas japonesas

Grupos musicales formados por mujeres jóvenes ofrecen mejores beneficios en el patrocinio de productos.

Publicidad
Publicidad

Después de décadas de depender de las boybands (grupos vocales de chicos) para patrocinar todo tipo de productos, desde cerveza y coches hasta gel para pelo y tiendas de hazlo tú mismo, es posible que finalmente las empresas japonesas enfrenten la realidad de las womenomics (el movimiento que le da poder colectivo a las mujeres), con el respaldo de un nuevo estudio que sugiere que las girlbands (grupos vocales formados por mujeres jóvenes) ofrecen mejores resultados.

El informe que Custom Products Research, con sede en Tokio, publicará el lunes es una lectura que dará qué pensar a las empresas que buscan dar un impulso a su imagen al utilizar a ídolos masculinos de pop en su publicidad: los resultados de dos de los grupos más populares del país tuvieron retornos negativos de precio por acción y una caída en el crecimiento de ventas para las empresas que patrocinaron en 2015.

La investigación sobre el verdadero valor de los patrocinios de las estrellas del pop llega después de dos semanas inusualmente difíciles en el mundo de la música pop japonesa.

Hace 10 días se informó que la boyband SMAP —que en su mejor momento era tan grande en Japón como Take That o One Direction en Occidente— estaba al borde de la separación, lo que generó una disculpa de la banda, que se transmitió en directo por televisión, y las declaraciones tanto del primer ministro Shinzo Abe como el secretario del gabinete de Japón donde le daban la bienvenida a la decisión de SMAP de seguir juntos después de todo.

El grupo, que creó el polémico empresario Johnny Kitagawa, ahora de 87 años de edad, es un elemento básico de la televisión japonesa y los carteles de publicidad desde que se formó hace 25 años.

Se informa que la presión de los anunciantes está detrás de la decisión de SMAP de dar marcha atrás a la separación y seguir intactos, pero los análisis de las carteras de las compañías a las que patrocinan sugieren que la banda y sus miembros ya están muy lejos de su mejor momento.

Individualmente, tres de los cinco miembros de SMAP se ubicaron en el fondo de una lista de 25 celebridades donde se clasificó su rendimiento del precio por acción para la compañía a la que patrocinan.

SMAP, Tokio y V6 —boybands cuyos miembros aparecen constantemente en la televisión y patrocinan colectivamente a 18 empresas que cotizan en bolsa— no pudieron lograr las ganancias que alcanzó el grupo de chicas más importante de Japón, se muestra en el informe.

Las acciones de Seven & I Holdings, el minorista más grande de Japón y que SMAP patrocinó como grupo, registró una ganancia ponderada de acciones de 17 por ciento en 2015, con lo que la banda se ubicó en el lugar 13 de 25 en términos de rentabilidad.

Las cuatro empresas —Japan Airlines, Hitachi, Kirin y el fabricante de juegos para smartphones, GungHo Online— que apostaron por el poder de atracción de la boyband Arashi, sufrieron caídas de precios ponderados de las acciones de casi 15 por ciento y un crecimiento de ventas promedio de solo 1.97 por ciento el año pasado en la cartera hipotética. A Tokio le fue aún peor, logró retornos relativos ponderados en 2015 de menos 6.65 por ciento.

Por el contrario, la girlband más importante del país logró una enorme creación de valor. En la “cartera hipotética AKB48”, las empresas, entre las que se encuentran la compañía de comercio electrónico Enigmo y la agencia de empleo en línea DIP Corp, que tuvieron el patrocinio de este grupo tan popular de 130 chicas de nombre AKB48, el año pasado lograron rendimientos sobre el precio de las acciones de 136 y 46 por ciento de crecimiento promedio de ventas.



Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.