Estadísticas independientes, necesarias para políticas públicas: Cepal

Para que el Estado pueda desempeñar su rol irremplazable en el diseño e implementación de políticas públicas, es esencial contar con información estadística oportuna, independiente y de calidad.
La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, Alicia Bárcena, inauguró la IX Reunión de la Conferencia Estadística de las Américas.
La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, Alicia Bárcena, inauguró la IX Reunión de la Conferencia Estadística de las Américas. (@cepal_onu)

Ciudad de México

La Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Alicia Bárcena, inauguró la novena reunión de la Conferencia Estadística de las Américas y destacó que para que el Estado pueda desempeñar su rol irremplazable en el diseño e implementación de la política pública de cara a la Agenda 2030, es esencial contar con información estadística oportuna, independiente y de calidad.

“Es un mecanismo propicio, oportuno y pertinente para abordar los desafíos que genera el proceso de la Agenda 2030 y el diseño y cálculo de los necesarios indicadores para sus Objetivos de Desarrollo Sostenible, ya que cuenta con un significativo trabajo para cerrar las brechas de capacidades entre los países de la región, con el objetivo de ‘no dejar a nadie atrás’”, señaló Alicia Bárcena.

La alta funcionaria de las Naciones Unidas añadió que para avanzar hacia un modelo de desarrollo sostenible en el mediano y largo plazo con la igualdad en el centro, como el que promueve la CEPAL, “es indispensable contar con instrumentos estadísticos, metodologías e indicadores que sean capaces de dar cuenta de los avances y retrocesos de la implementación y retroalimentación de políticas basadas en evidencia”.

Subrayó que la calidad de las estadísticas es tan importante como su pertinencia y afirmó que el fortalecimiento de las estadísticas oficiales en los países de la región no es solamente responsabilidad de las oficinas nacionales de estadística, sino de toda la sociedad y, muy especialmente, del Estado.


CPR