Un 90% de empresas no están preparadas para contabilidad electrónica

El fiscalista recomendó a los contribuyentes se preparen para presentar la e-contabilidad, pues la autoridad ha fijado multas muy elevadas por incumplimiento de obligaciones.

Monterrey

Las tres mil empresas en Nuevo León que hasta el momento han promovido juicios de amparos contra la e-contabilidad y todo el sistema electrónico que hoy estipula el Código Fiscal, es una muestra de inconformidad por lo aprobado y promulgado por los poderes Legislativo y Ejecutivo, señaló Bernardo Elizondo Ríos, presidente de la Academia de Derecho Fiscal de Nuevo León.

Añadió que el hecho de que el SAT haya pospuesto la obligación de subir la contabilidad electrónica para el próximo enero de 2015 no quiere decir que se haya solucionado el problema, dado que el 90 por ciento de las personas tanto físicas como morales no están preparadas para cumplir con dicha disposición fiscal.

"Cada amparo es un atento exhorto al Congreso, dado que la autoridad responsable en este tema son las Cámaras de diputados y senadores, ellos son los responsables de esta reforma y de estar llenando de amparos al país; porque todas las empresas de la República Mexicana y personas físicas están en contra de esta medida, de ahí que los juicios de amparos sean el termómetro y el punto más claro que evidencian la necesidad de reformar este apartado", añadió el especialista.

Indicó que las empresas no están preparadas para cumplir. "Va llegar el día 1 de enero de 2015 y el 90 o hasta el 95 por ciento de las compañías no van a poder cumplir, no por el hecho de haberlo postergado quiere decir que ya se solucionó el problema o que se alivianó, el problema persiste y se van a dar cuenta que va a llegar el día primero de enero y la mayoría no van a estar en posibilidades de cumplir", subrayó Elizondo Ríos.

Expuso que gran parte del problema que tienen las empresas es que la contabilidad como se lleva conforme a los principios de contabilidad general aceptados para la toma de decisiones en las compañías y la contabilidad que pide el SAT es otra.

De tal manera que prácticamente implicaría hacer doble contabilidad al mismo tiempo y esto representa un grave problema, dado que no se puede hacer un copy page, ya que la autoridad exige que se presente todo desglosado y desmenuzado de una forma que no están las empresas preparadas para hacerlo.

El abogado fiscalista consideró que todo esto lleva a que el gobierno está instrumentando una nueva forma de fiscalización para detectar cualquier anomalía que no le parezca por parte de los contribuyentes. Y esto llevará al SAT a multiplicar su labor de fiscalización.

El fiscalista recomendó a los contribuyentes que independientemente de que se hayan amparado se preparen para presentar su contabilidad electrónica, pues la autoridad ha fijado multas muy elevadas por incumplimiento de obligaciones.

A su vez, el juez de Distrito Administrativo de la Ciudad de México, Francisco Silva García, al otorgar una de las suspensiones definitiva consideró que esta reforma es violatoria del artículo 16 Constitucional porque permite una intromisión, incautación genérica y electrónica.

Al respecto, Samuel García Sepúlveda, abogado fiscalista, mencionó que este fallo de un juez de ese nivel da una buena señal, dado que prácticamente ya juzgó y prejuzgó que todo el sistema electrónico es inconstitucional.