¿Cómo sobrevivir al 'valle de la muerte' en los negocios?

El 'valle de la muerte' es un periodo crítico por el que atraviesan las nuevas empresas y en el que normalmente terminan cerrando 70% de ellas.
Mentores y un buen equipo de trabajo, claves para no quebrar.
Mentores y un buen equipo de trabajo, claves para no quebrar. (Archivo)

Ciudad de México

La idea de tener un negocio propio ronda por la cabeza de 53 por ciento de los jóvenes en América Latina, según un estudio de Mastercard; sin embargo, de cada 100 emprendimientos que nacen alrededor de 70 por ciento cerrará sus puertas antes de cumplir cinco años.

Se trata del 'valle de la muerte', un periodo crítico por el que atraviesan todas las nuevas empresas y en el que normalmente terminan cerrando por diversos factores.

Para Sebastián Gómez, fundador de la plataforma de venta de boletos de autobús, Reserbus.mx, este un trayecto en el que se debe ir acompañado por mentores y un sólido equipo de trabajo.

Reserbus inició operaciones en diciembre de 2013 y a partir de esa fecha han registrado crecimientos mensuales de 90 por ciento. Hoy atienden a 550 millones de pasajeros al año, quienes tienen acceso a más de 12 mil 500 rutas que ofrecen 40 líneas de autobús en el país.

¿Sebastián, cuáles son las claves para emprender un negocio y no quebrar en el intento?

Compartan su idea. En América Latina los emprendedores todavía  tienen mucho miedo de compartir su idea de negocio, pero hacerlo ayuda a conocer gente que se interesa en lo que piensas hacer y que les puede ayudar a definir el modelo de negocio que están buscando ejecutar.

Dediquen tiempo para armar su equipo. Enfóquense y dediquen una buena cantidad de tiempo a encontrar un equipo de trabajo, no sólo que tenga capacidades distintas que se puedan complementar, sino que sean personas en las que puedan confiar al cien por ciento; porque va a llegar el momento en que tengan tanta cantidad de trabajo que todos los integrantes del equipo deberán estar alineados para no duplicar esfuerzos y todos trabajar hacia la misma dirección para generar el crecimiento esperado en la empresa.

Busquen mentores. Hay que buscar y dejar que participen personas que cuenten con la experiencia y conocimientos necesarios sobre el mercado en el que quieren entrar. Para lanzar nuestro negocio en México necesitábamos un red de mentores que nos ayudarán a entender cuál era la diferencia entre operar en México, Colombia o en Estados Unidos y que nos pudieran ayudar a analizar el modelo de negocios para que creciera más rápido.

No tengan miedo a probar. En Reserbus primero lanzamos un prototipo para probar que realmente las personas necesitaban este servicio.  En la primera etapa del modelo de negocios teníamos una plataforma en la que los clientes no podían hacer la transacción para comprar los boletos y únicamente podían ver la información de las diferentes líneas sobre las rutas, horarios y servicios, después de esto fue que se desarrolló la plataforma actual donde los usuarios pueden hacer su compra directamente.

Cuiden el valor de su palabra. Como emprendedores dependemos de la credibilidad de nuestra palabra ante proveedores, clientes e inversionistas. Siempre debemos ser completamente transparentes y decir la verdad. La palabra de un emprendedor es lo que da la credibilidad y cuando uno se compromete a hacer algo, más vale cumplirlo, porque si no empiezas a perjudicar tu vida personal y tu negocio.